Miércoles 26 de Noviembre de 2014
T 21°
H 60%
Mínima Máxima 21°
Jue 27 15°
Vie 28 14°
Sab 29 13°
Opinión
Miércoles 30 de Octubre de 2013 Opinión
Por hernan brienza
Política Miércoles 30 de Octubre de 2013 | 04:46

El mejor regalo para la democracia

Hoy es 30 de octubre de 2013. Hace exactamente 30 años, millones de argentinos concurrían a las urnas, hacia el final de la dictadura militar más brutal de la historia argentina, para llenarlas de votos. No votaban desde hacía una década y cerraban, de esa manera, la página negra de tiranía y se abría el proceso más luminoso en términos de institucionalidad democrática.

ENVIAR NOTA


COMENTARIOS

   

Info News
Info News
Info News

Hoy, usted estimado lector, está leyendo en todos los diarios una verdadera gran noticia: la Corte Suprema de Justicia declaró constitucional, después de cuatro años de presiones por parte del grupo económico y mediático más importante del país, en su totalidad a la Ley de Medios, aprobada con amplia mayoría, por ambas cámaras del Parlamento y que remplaza una norma de facto emitida por la dictadura. Los argentinos no podríamos haber recibido un mejor regalo para celebrar las tres décadas de democracia.

Los cuatro años de dilaciones en el proceso de aplicación de la Ley demuestran por sí sólo por qué es tan importante para la democracia argentina el fallo de la Corte. La imposibilidad, los vericuetos, los recursos procesales interpuestos por Clarín demuestran el poder casi omnímodo del grupo mediático en el entramado institucional argentino. Todas esas dificultades superadas amplifican, hoy, la alegría de aquellos que creemos que la democracia es una pelea constante a favor de la supresión de las desigualdades, de los privilegios, de los grupos concentrados de poder y de la concentración de las palabras.

Claro que esta celebración hay que ponerla en perspectiva y marco histórico. Clarín fue el diario que se apropió de Papel Prensa despojando a la familia Graiver a cambio del apoyo político y periodístico a la última dictadura militar. Por aquellos años, en sus páginas los desaparecidos, los torturados, los asesinados eran "caídos en enfrentamientos". En tiempos de la democracia, el poderoso grupo mediático jaqueó a todo gobierno elegido por las mayorías: conspiró contra el gobierno de Raúl Alfonsín, al que hirió de muerte en 1989, y le impuso su agenda de intereses a los gobiernos de Carlos Menem, Fernando de la Rúa, Eduardo Duhalde e incluso al propio Néstor Kirchner. Complotando contra los gobiernos elegidos por las mayorías –incluso de signos ideológicos diferentes–, amenazándolos con derribarlos con "cuatro tapas seguidas", Clarín logró edificar su imperio mediático. Fue la presidenta de la Nación Cristina Fernández de Kirchner quién rompió absolutamente con esa ligazón perversa.

Pero no se trató de una cuestión meramente ideológica. Sino del avasallamiento por parte de un grupo económico de la voluntad de las mayorías, del desempeño normal de las instituciones a través de los aprietes mediáticos contra presidentes, legisladores y jueces. Es por eso que no importa si a Clarín le va mal o bien en términos empresariales. Nadie quiere que Clarín desaparezca ni que su voz, en términos ideológicos se pierda. De lo único que se trata es de que respete el sistema democrático, que no tenga privilegios nacidos de su lugar de poder, que cumpla la ley como cualquier hijo del vecino. Por eso hoy no importan las diferencias partidarias. Para peronistas, radicales, socialistas, comunistas, liberales, conservadores, trotskistas, para todo aquel que sea republicano sustantivo, para todo demócrata profundo éstas son horas de fiesta.

COMENTARIOS

   

Info News
Info News
Info News
Más notas de Política
 

Comentarios

InfoNews no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. InfoNews.com se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la Republica Argentina.