La gerente técnica de la empresa Litoral Gas, Viviana Leegstra, fue imputada hoy de "supuesto estrago culposo por no ejercer el debido control y vigilancia sobre los trabajadores", en la causa que investiga la jueza Irma Bilotta por la explosión del edificio de calle Salta, donde el 6 de agosto murieron 22 personas y sesenta resultaron heridas.

También, trascendió que la gerente declaró que la empresa tiene un plan de emergencia diseñado conforme a las normas vigentes, revisado periódicamente y remitido a Enargás. Además, Leegstra destacó que "no comprendía la acusación, ni por qué, y que, por ende, no podía defenderse adecuadamente".

Con la gerente técnica, son once los acusados en la causa por supuesto estrago culposo, cuatro de los cuales son trabajadores de la compañía, mientras el gasista que manipuló una válvula antes de la explosión y su ayudante fueron imputados por estrago culposo agravado".

Por otra parte, debe recodarse que la fiscal Graciela Argüelles señaló que "en el expediente había documentación que prueba que no se han cumplido las normas básicas de seguridad a las que deben ajustarse los procedimientos de la empresa", y que a su vez la empresa publicó solicitadas para deslindar su responsabilidad en la denominada tragedia de calle Salta.