La Unión Tranviarios Automotor (UTA) ratificó que los días 1, 2 y 3 de febrero realizarán un paro de actividades, en reclamo de 2000 pesos de anticipo a cuenta del aumento que consigan en el convenio paritario y que el monto de los viáticos se eleve a 500 pesos.

El secretario general del gremio, Roberto Fernández, confirmó la huelga que coincidirá con el recambio vacacional que llega con el nuevo mes. 

"Hace un mes que venimos conversando, pero no hay ningún adelanto sobre lo que estamos pidiendo nosotros", dijo Fernández.

Al respecto, el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, pidió a los sindicalistas "racionalidad" y bregó porque se tenga en cuenta a los pasajeros que quieren iniciar o regresar de sus vacaciones.