El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Ciudad de Buenos Aires habilitó el inicio del proceso de recolección de firmas solicitado por un grupo de vecinos para revocar el mandato del jefe de gobierno, Mauricio Macri, y de la vicejefa, María Eugenia Vidal, por supuestas anomalías en la gestión. Ahora tienen un año para juntar la adhesión del 20 por ciento de los electores porteños.

Se trata de un pedido de cinco vecinos que acusan a Macri y Vidal por la represión en el hospital Borda, por la falta de obras contra las inundaciones y por el dictado del decreto a favor de la libertad de expresión.

La Constitución de la ciudad prevé la revocatoria de mandato de sus autoridades a través de la recolección de firmas del 20 por ciento de los electores porteños en un plazo de un año.

La Constitución de la Ciudad prevé la revocatoria de mandato de sus autoridades a través de la recolección de firmas del 20 por ciento de los electores porteños en un plazo de un año

Si se logran todas las firmas en ese tiempo el TSJ debe convocar a un referéndum de revocación. Los jueces José Casás, Ana María Conde, Alicia Ruiz e Inés Weinberg aprobaron las planillas mediante las cuales los solicitantes deberán recolectar las firmas.
Fuentes judiciales informaron a DyN que el TSJ habilitó las planillas para iniciar la recolección de firmas.

Los magistrados aclararon que en su resolución no se pronunciaron "sobre la certeza, probabilidad o duda acerca de las causales formuladas con relación al desempeño del Sr. Jefe de Gobierno y, menos aún, emite un juicio de valor acerca de ellas".