El  papa Francisco no cree que endurecer las penas sea el camino adecuado para combatir la inseguridad. Y así lo dejó expuesto en una carta que envió a los participantes del XIX Congreso Internacional de la Asociación Internacional de Derecho Penal y del III Congreso de la Asociación Latinoamericana de Derecho Penal y Criminología.

"Sería un error identificar la reparación sólo con el castigo, confundir la justicia con la venganza, lo que sólo contribuiría a incrementar la violencia, aunque esté institucionalizada", escribió el Papa, en una misiva de cuatro carillas, que difundió ayer el coordinador de la comisión especial para la redacción del anteproyecto del Código Penal, Roberto Carlés. Al aire y durante el programa que Eduardo Feinmann conduce por C5N, Carlés y el conductor tuvieron un duro cuce. 

-Sería muy bueno conocer qué opina el papa Francisco cada vez que matan a un delincuente y usted dice `uno menos´. Seguramente no lo celebraría, como lo celebra usted, porque es la muerte de un ser humano- dijo Carlés en medio de un móvil. 

-Seguramente usted celebra la muerte de un policía- le replicó el conductor.

-Yo no celebro la muerte de nadie Feinmann, no sea cabeza de termo, por favor. Usted celebra la muerte de personas. Y eso es lamentable. Y es una responsabilidad por parte de un periodista. 

"La `termocefalia´ es la incapacidad de pensar fuera de la lógica binaria. Eso es lo que le sucede a Feinmann", twitteó después de la discusión televisiva, el coordinador de la comisión donde se debate el Proyecto de Reforma del Código Penal.