El ceremoniero pontificio Guillermo Karcher aseguró hoy que el papa Francisco no vio la final del Mundial entre la Argentina y Alemania. "El Papa dijo que no lo iba a ver, que lo iba a seguir según lo que le íbamos informando nosotros, paso a paso", reveló Karcher, desde el Vaticano, en declaraciones radiales.

El funcionario reconoció que Francisco "no siguió casi ningún partido" del Mundial de Brasil y contó los motivos por los cuales decidió no ver la final entre la Argentina y Alemania: "Se propuso de entrada la neutralidad y ahí está", afirmó.

Karcher remarcó que el Papa estuvo "pendiente a todos lo resultados, disfrutando del espíritu deportivo que reinó en todo este gran encuentro de fútbol".

El encuentro de ayer entre la Argentina y Alemania tuvo, además, el condimento especial de ser la "final de los dos papas"o "la final del siglo", es decir, entre Francisco y el papa emérito, Benedicto XVI. A pesar de las especulaciones iniciales, días atrás, el padre Federico Lombardi, vocero de la Santa Sede, descartó una "cumbre papal" para ver el partido.

Karcher señaló hoy que Francisco no se comuncó con Joseph Ratzinger, quien también profesa su amor por el fútbol y es hincha del Bayern Munich. "No, no. El papa emérito está retirado. Nos pusimos contentos, hay que seguir apoyando a nuestra selección. Se mostraron grandes valores, sobretodo humanos, de este deporte", explicó.