Luego de la muerte de dos menores de edad en un taller clandestino en el barrio de Floresta, que ya había sido denunciado por la ONG La Alameda, el PRO reconoció hoy que hubo fallas en las inspecciones que debió realizar la Agencia Gubernamental de Control, a cargo del ex militar Juan José Gómez Centurión.

"Nosotros fallamos en la tarea inspectiva, hay que hacer una autocritica", admitió el legislador macrista Francisco Quintana en diálogo con Radio América y señaló que "Centurión es el que está a cargo de AGC y debe dar la respuesta de que se ha hecho post denuncia".

El titular de La Alameda, Gustavo Vera, aseguró ayer que su ONG había radicado denuncias no solo contra el taller incendiado sino contra otros cinco en la misma cuadra. "Ya habíamos hecho la denuncia en septiembre del año pasado y nunca los investigaron", afirmó.

Antecedentes

No es la primera vez que el mayor retirado Gómez Centurión tiene denuncias por su inacción en la AGC. En 2013, luego de una serie de derrumbes en obras en la Ciudad, los propios peritos verificadores de la Agencia señalaron que le habían enviado notas con advertencias que él jamás respondió. Sin embargo, sus "caballitos de batalla" eran precisamente los operativos contra la trata de personas y talleres clandestinos que le valieron la felicitación de la vicejefa de Gobierno y ex ministra de Desarrollo Social, María Eugenia Vidal, e incluso el respaldo de la propia ONG que comanda Vera.

La AGC depende orgánicamente del ministro de Seguridad y Justicia porteño, Guillermo Montenegro, pero en los hechos responde directamente al jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta.

El pasado de Gómez Centurión

El ex militar fue combatiente de Malvinas bajo las órdenes de Seineldín, simpatizó con el movimiento carapintada en los años ‘80, participó de los levantamientos de Semana Santa de 1987 y se retiró del Ejército el 30 de septiembre de 1997.