El presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, aseguró que “no importa cuántos somos ni el cambio de Gobierno, sino que cumplamos con la Constitución” en el marco del brindis de fin de año del máximo tribunal.

En este orden, remarcó: “No hay ningún gobierno dueño del estado social o los Derechos Humanos, sino todos los argentinos”. El mensaje de la máxima autoridad de la Corte fue luego del triunfo de Mauricio Macri en el balotaje presidencial.

"Es muy necesario que se completen las vacantes en la Corte"

Por otra parte, Lorenzetti hizo eje en la importancia de incorporar dos nuevos miembros al máximo tribunal. "Es muy necesario que se completen las vacantes en la Corte", puntualizó.

Además, expresó: "Siempre vamos a defender la independencia del Poder Judicial".

Sobre el editorial de La Nación que ayer abogó contra los juicios por delitos de lesa humanidad durante la última dictadura militar y el criterio que podría adoptar las autoridades que asuman el 10 de diciembre, el presidente de la Corte destacó la independencia del tribunal.

"Hemos hecho un esfuerzo para que el tribunal dicte sentencias como corresponde" y "tomado decisiones en materia de política de estado" como, mencionó, las causas de delitos de lesa humanidad o lucha contra el narcotráfico.

"La Corte es una institución que funciona de manera independiente, no importa que cambien los gobiernos" y "siempre va a seguir la misma línea", agregó Lorenzetti, con quien coincidió la ministro Elena Highton que, junto a Juan Carlos Maqueda, estuvieron en el brindis con los periodistas.

"Respetamos la libertad de expresión", pero "no va a haber retrocesos", sostuvo Highton, quien recordó que la Corte declaró "nulas" a las leyes de amnistía, por lo que "los juicios -por casos de lesa humanidad- siguen".

El "brindis" tuvo, tal como viene ocurriendo en los últimos años, gran concurrencia que colmó el patio de honor del cuarto piso del Palacio de Justicia y comenzó con el agradecimiento de Lorenzetti a periodistas y empresarios periodísticos.