El juez federal Alejo Ramos Padilla rechazó la designación por decreto que realizó Mauricio Macri de los jueces Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz en la Corte Suprema. "De continuarse con este irregular procedimiento se estaría afectando la división de poderes, el sistema republicano y la imparcialidad e independencia de los jueces", sustuvo el magistrado al aceptar la cautelar pedida por un particular.

En el fallo, al que accedió Infonews, el juez afirmó que se trata de un hecho de "gravedad institucional" que debía resolverse con "urgencia" con una medida cautelar porque "sólo restaría que la Corte Suprema de Justicia le reciba juramento a los designados miembros de dicho cuerpo para que comiencen a ejercer sus funciones".­

Entre las razones para suspender los nombramientos, Ramos Padilla afirmó que la Constitución establece el Poder Ejecutivo nombra a los magistrados de la Corte con acuerdo del Senado por dos tercios de sus miembros presentes, en sesión pública convocada a tal efecto. "De allí que resulte abusivo y arbitrario recurrir a las previsiones del articulo 99 inc. 19 de la Constitución Nacional ­en las que se funda el decreto 83/2015­ para formular estas designaciones, pues nuestro ordenamiento constitucional y legal prevé un procedimiento específico para cubrir las vacantes definitivas y/o transitorias que pudieran producirse".

"De continuarse con este irregular procedimiento se estaría afectando la división de poderes, el sistema republicano, los equilibrios necesarios que establece nuestra Constitución, la imparcialidad e independencia de los jueces"

El magistrado mencionó como precedente una decisión firmada por los tres jueces de la actual Corte, Ricardo Lorenzetti, Elena Highton de Nolasco y Juan Carlos Maqueda, donde se rechazó un decreto de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, con un nuevo criterio para designar a los conjueces que habrían de actuar como miembros del Máximo Tribunal por no contar con el acuerdo de los dos tercios de los miembros presentes del Senado, como establece la Constitución.

En ese momento, la actual Corte afirmó que para consolidar la independencia del Poder Judicial y reforzar el equilibrio político que debe primar en su integración “incluso” los conjueces designados para integrarla de manera excepcional y en caso de vacancia, debían contar con el acuerdo y con las mayorías agravadas que requiere la Constitución. "Es claro que las exigencias y recaudos son procedentes en este caso mucho más cuando los candidatos ahora designados habrán de intervenir en todos los procesos en trámite ante la Corte Suprema y no frente a una eventualidad, como lo eran los propuestos por el decreto anterior", sostiene Ramos Padilla­.

"De continuarse con este irregular procedimiento se estaría afectando ­conforme a la doctrina de la Corte Suprema­, la división de poderes, el sistema republicano, los equilibrios necesarios que establece nuestra Constitución Nacional, la imparcialidad e independencia de los jueces y se consolidaría un sistema en el que primarían los posibles favoritismos presidenciales sin ninguna clase de control u objeción posible", sostiene un duro tramo del fallo.

Con respecto a quienes afirman que el decreto se ata a la Constitución, Ramos Padilla sostuvo que  "no parece lógico recurrir a precedentes de hace más de 150 años, si éstos son contrarios a los estándares actuales que proclama el derecho
constitucional moderno y la propia Corte Suprema".

De esta manera, el magistrado decidió suspender los efectos del decreto y ordenó a la Corte abstenerse de recibirle juramento a los Dres. Carlos Fernando Rosenkrantz y Horacio Daniel Rosatti. La medida cautelar se caerá en caso de que los candidatos logren recibir el aval del Senado con las mayorías especiales previstas en la ley.

Declaran inconstitucional los nombramientos en la Corte por decreto by INFOnews