Los obreros de la empresa Cresta Roja ratificaron que no volverán a bloquear la autopista Ricchieri, luego de que el Gobierno se comprometiera a buscar una solución al conflicto por el cierre de la empresa.

"No va haber más cortes y pedimos disculpas a la gente", dijo Julio Gramajo, uno de los delegados que se reunieron anoche con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca . Y agregó: "Nos dieron una esperanza. Hay cuatro posibles compradores, así podemos tratar de volver a trabajar".

Según contó el representante gremial, los delegados de los empleados mantendrán hoy un encuentro con la jueza Valeria Pérez Casado -que ayer dictaminó la quiebra de Rasic Hermanos, que produce los pollos de la empresa Cresta Roja- y Triaca.

Los trabajadores resolvieron en asamblea levantar el bloqueo de la Ricchieri, a metros del aeropuerto internacional de Ezeiza, donde ayer a la mañana se enfrentaron con la Gendarmería.

Ayer, durante una reunión en la cartera laboral, el ministro de Trabajo prometió cumplir con el fallo judicial que decretó la quiebra de la empresa avícola. Durante el encuentro en la cartera laboral, las partes acordaron el pago de una suma de 6 mil pesos por trabajador a partir de enero y la entrega de "bolsones para las fiestas", mientras se busca resolver el conflicto.