Los ministros de Cultura, Pablo Avelluto, y Producción, Francisco Cabrera, confirmaron que el Gobierno levantó las restricciones que impedían el ingreso de libros impresos en el exterior, una medida que “apunta a promover la pluralidad de voces y democratizar el acceso a los libros provenientes del extranjero y fortalecer el vínculo cultural del país con la región y el exterior".

"Se busca incrementar la diversidad bibliográfica y favorecer la libertad de elección de lectores argentinos y facilitar el intercambio de la industria editorial local con los mercados internacionales", informaron en la cartera de Cultura.

Avelluto: "Las restricciones provocaron que los costos de producción locales volvieran menos competitiva a nuestra industria"

"La restricción era parte de las consecuencias del cepo cambiario y se buscaba evitar la fuga de divisas impidiendo el ingreso de libros y materiales culturales al país", agregaron.

A su vez, el ministro Avelluto dijo que la medida "pone fin a una política de restricción que desde su aplicación en 2010 limitó el ingreso de libros importados y provocó que en los últimos años los costos de producción locales volvieran menos competitiva a nuestra industria, a la vez que desalentó la exportación de libros al exterior".

Cabrera sostuvo que "la restricción además de aislarnos hizo caer a la industria editorial"
 

En el mismo sentido, Cabrera sostuvo que "la restricción además de aislarnos hizo caer a la industria editorial. El libro tiene un enorme valor cultural, pero además genera miles de empleos calificados que queremos promover: autores, editores, correctores, ilustradores y diseñadores argentinos entre otros. Queremos que desarrollen su talento, en comunicación con el mundo".

Ambos ministerios anunciaron también que trabajarán "junto al sector para promover a la industria editorial dentro de las industrias culturales donde la Argentina tiene mucho para aportar, en especial al mundo de habla hispana. Se trabajará en líneas de crédito, capacitación y promoción de exportaciones desde distintas áreas de ambos ministerios".