Toyota desarrolla un sistema denominado Vehículo a Hogar (V2H, por el inglés Vehicle To Home) para el uso recíproco de energía entre autos eléctricos e híbridos enchufables, y viviendas. Las pruebas comenzarán en Japón antes de fin de año con varios Prius plug-in hybrid en alrededor de 10 casas de Japón.

El V2H puede transferir energía de un hogar a un vehículo o viceversa. Un inversor de 100 V CA, colocado en el auto híbrido, convierte la energía almacenada en corriente alterna apta para uso doméstico. El flujo energético se controla mediante la comunicación entre el vehículo, el punto de recarga y el hogar.

El Prius plug-in hybrid combina un motor a combustión con uno eléctrico. El último se recarga a partir de la energía sobrante del propulsor naftero (por ejemplo, durante las frenadas) o mediante un tomacorrientes a través de la red eléctrica.

El objetivo del nuevo sistema es optimizar el uso de la electricidad producida mediante generadores solares o la electricidad de bajo costo –en horario nocturno-, almacenarla en la batería del vehículo y, luego, suministrar energía al hogar durante los picos de consumo o ante un corte del suministro.

El flujo energético óptimo se controla, de forma automática, mediante un sistema doméstico. Las baterías de los vehículos también se pueden utilizar como fuente de energía en caso de emergencia, al ajustar de manera manual el flujo eléctrico para que la batería del vehículo suministre energía al hogar. Con la batería totalmente cargada y el depósito lleno de combustible, un Prius plug-in hybrid puede suministrar energía para el uso eléctrico de un hogar japonés medio (alrededor de 10 kWh) durante cuatro días.