La fiscal Viviana Fein, conocida por haber estado a cargo de la investigación de la muerte del fiscal Alberto Nisman hasta que la causa pasó a la Justicia Federal, presentó su renuncia.

Fein ya había hecho los trámites de su jubilación y había anunciado que dejaría su cargo cuando terminara su actuación en la causa Nisman. El viernes presentó el escrito ante la procuradora general Alejandra Gils Carbó, quien lo aceptó.