La oposición y el chavismo se aprestaban a salir hoy las calles de Venezuela en una nueva jornada de marchas y contramarchas que eleva aún más la tensión política en este país que atraviesa una grave crisis económica y social.


Los adversarios al gobierno de Nicolás Maduro, convocados por la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), se movilizarán desde varios puntos de Caracas para concentrarse en la principal autopista de la capital y llevar a cabo la llamada "toma de Venezuela".


La manifestación es la primera que a nivel nacional se realizará luego que el Poder Electoral decidió suspender la segunda fase de la recolección de firmas -20% del padrón electoral- necesarias para un referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro.


"Con Constitución y bandera en mano, reclamemos de forma pacífica y contundente hoy el retorno de la democracia", afirmó Jesús Torrealba, secretario de la coalición opositora.


Torrealba recordó que el pasado jueves "el régimen" tomó la decisión de salirse de la ley, de la Constitución, porque "no tiene gente" al acatar las denuncias de fraude que según el oficialismo realizó en la primera etapa de recolección de firmas -1% del registro electoral-, la oposición venezolana.

Qué dicen los antichavistas que salen a la calle


A su vez Henrique Capriles, principal impulsar del referendo, sostuvo que la movilización deberá continuar hasta que las autoridades electorales anuncien la fecha "de reactivación" del proceso para realizar la consulta popular contra Maduro este mismo año.


"Si queremos que se restituya el hilo constitucional, esto no es un tema de horas, sino que puede ser de días", expresó.
Capriles informó que antes de finalizar la jornada se anunciarán las próximas acciones de protesta.


En tanto el chavismo en respuesta a la marcha de la oposición llamó a sus simpatizantes a concentrarse frente al Palacio de Miraflores en defensa de la paz, del presidente Maduro y de la revolución bolivariana.


"Nuestra gente va a seguir movilizada señores de la oposición", dijo Diosdado Cabello, diputado oficialista, al advertir que los que "andan desesperados buscando como tumbar a Nicolás. ­No van a poder!"

La oposición a Maduro advierte que es capaz de poner en riesgo la paz de Venezuela.

Ambas movilizaciones se producen luego que el Parlamento aprobó dar inicio a un proceso contra el mandatario por abandono de cargo y ruptura del orden constitucional, lo que será evaluado hoy por Maduro en la reunión del Consejo de Defensa de la Nación que se realizará en el Palacio de Miraflores y a la que fue invitado el opositor Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional, pese que el mandatario en más de una ocasión ha dicho que se trata de un poder que está "en desacato" por desconocer los fallos del Tribunal Supremo de Justicia.

Ramos Allup dijo hoy que la próxima semana viajará junto a otros diputados opositores a la sede de la OEA para pedir la activación de la Carta Democrática y retó al ministro de Defensa, Vladimir Padrino, a cumplir sus supuestas amenazas y apresarlo.

"Sepa ese irresponsable de Padrino que la semana que viene una delegación de esta Asamblea Nacional encabezada por mí va a ir a la Organización de Estados Americanos (OEA), organismo del que Venezuela forma parte, a pedir la aplicación de la Carta Democrática Interamericana", sentenció Ramos Allup en sesión legislativa.

Indicó que la solicitud a la OEA responde a que "este gobierno ha quebrantado gravemente el sistema democrático venezolano y es aplicable la Carta Democrática".

También dijo que el ministro de Defensa ha permitido la "invasión extranjera" cubana que supuestamente controla los puertos y aeropuertos del país y los servicios de seguridad civiles y militares.

"Qué va a hablar de respeto a la Constitución un ministro de la Defensa que ha permitido que toda la frontera occidental de Venezuela se convierta en un pateadero, en un aliviadero y en una zona de fechorías de la guerrilla narcoterrorista colombiana", concluyó.

Noticias relacionadas