La Corte Suprema de Justicia de la Nación ratificó hoy la condena del sindicalista José Pedraza a 15 años de prisión por el homicidio de Mariano Ferreyra. El joven militante fue asesinado el 20 de octubre de 2010 a manos de una patota de la Unión Ferroviaria, que atacó a trabajadores tercerizados que protestaban con respaldo del Partido Obrero.

Mariano Ferreyra, dirigente de la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA), murió de un tiro en el pecho por un grupo de afiliados a la Unión Ferroviaria, en una manifestación de trabajadores tercerizados, en la que se exigía el pase a la planta permanente en la Línea Roca.

Ese mismo día, y como consecuencia de los disparos, recibieron graves heridas Elsa Rodríguez, Nelson Aguirre y Ariel Benjamín Pintos.Tras el asesinato de Ferreyra, 14 acusados recibieron sentencia.