Trabajadores de limpieza del Ministerio de Trabajo se encuentran encadenados desde las 9 de la mañana en las puertas del organismo, ubicado en Alem 650, para reclamar por el cobro de sus haberes de marzo y garantías de continuidad laboral en el Ministerio. Aseguraron que se quedarán así hasta que se regularice su situación, ante lo cual pidieron entrevistarse con el ministro Jorge Triaca.

 

El personal de maestranza, tercerizados a través de la empresa INMANTEC SRL, hace un año que cobran sus salarios de manera parcializada y fuera de término. Casi finalizado el mes de abril, continúan sin percibir los haberes correspondientes al mes de marzo. A su vez, la empresa amenaza con abandonar el Ministerio, dejando a todo el personal en la calle.
 
A raíz de esta situación, muchos trabajadores y trabajadoras han decidido desde hace más de 20 días, la medida de fuerza de retención de tareas, como signo de protesta. "La acumulación de basura y la falta de limpieza de los sanitarios han llevado al Ministerio a un estado calamitoso", según aseguran los trabajadores en un comunicado difundido.

 

La semana pasada, los trabajadores llevaron adelante una clausura simbólica del organismo, con el objetivo de denunciar las condiciones de trabajo insalubres en las que desempeñan sus tareas.
 
"Tenemos que recurrir a esta medida desesperada, porque ya estamos a 21 de abril y no tenemos plata para alimentar a nuestras familias. Hace más de un año que estamos así", denunciaron los trabajadores.
 
"El ministro tiene que tomar cartas en el asunto, no puede ser qu esea incapaz de lograr que una empresa de poca monta como INMANTEC cumpla con sus obligaciones laborales", expresaron.