Una turista sudafricana, de 36 años, falleció y otros 12 de diferentes nacionalidades, entre ellos un hombre y una mujer argentinos, resultaron heridos al estrellarse un globo aerostático en el que realizaban un recorido por la ciudad de Luxor, en el sur de Egipto.

Los dos argentinos, que realizaban un crucero por el Nilo, resultaron levemente heridos y se espera que no permanezcan internados en el hospital, aunque todavía no hay un parte médico, dijo una fuente consular argentina.

De los doce turistas heridos, que fueron atendidos en el hospital Internacional de Luxor, nueve ya fueron dados de alta, mientras otros tres permanecen internados, de acuerdo a la información de la cartera de Salud difundida por la agencia oficial MENA.

El globo llevaba a bordo a 20 turistas y el piloto, y el accidente se produjo según las primeras informaciones debido a una fuerte ráfaga de viento repentina, en el momento que estaba realizando una maniobra de descenso, precisó el Ministerio de Aviación Civil en un comunicado difundido por MENA.

En la mañana de hoy volaron en total 22 globos en Luxor y el resto logró aterrizar sin problemas a pesar del viento, según el ministerio.

El globo accidentado cayó cerca de una carretera en una zona de desierto al oeste del Nilo, cuando realizaba un recorrido turístico sobre los monumentos faraónicos de la orilla occidental de Luxor.

El accidente más grave ocurrido con globos aerostáticos en Luxor se produjo en 2013, cuando se incendió uno de ellos y causó 19 muertos -18 turistas de cinco países y el piloto egipcio-.

En Luxor se encontraba la ciudad de Tebas, la capital de los faraones, y en la orilla occidental del Nilo se ubican el Valle de los Reyes y varios de los templos más importantes del Antiguo Egipto.