La petrolera estatal YPF aumentó este miércoles el precio de sus combustibles desde 4% a 4,5%, tal como lo hicieron el resto de las compañías del sector a mediados de enero. 

La nafta súper en la Ciudad de Buenos Aires pasó de $22,66 a $23,57 por litro, mientras que la Infinia, que costaba $26,15, trepó a $27,33.

Crédito foto: www.ypf.com.
Crédito foto: www.ypf.com.

En tanto, el gasoil común subió de $19,99 el litro a $20,79, mientras que el Infinia Diesel pasó de $23,18 a $24,22.

Días antes de mediados de mes, la petrolera Oil aumentó sus precios en torno de 6% promedio, y en la misma proporción incrementaron sus productos días después Shell y Axion.
 
Estos aumentos descontrolados y sin previo aviso se dan después de que el Gobierno liberó el mercado interno de combustibles a partir del 1 de octubre pasado.

Noticias relacionadas