Los principales impulsores del proyecto oficial de voto electrónici no parecen demasiado astutos a la hora de la seguridad electrónica en plena era digital y auge de la piratería informática. Al menos eso da a entender el hackeo que sufrió el diputado nacional por Cambiemos Pablo Tonelli.

Uno de los más fervientes defensores de la eliminación de la boleta de papel e incluso contrario a la boleta única (que parece tener consenso en la clase política) sufrió este lunes el hackeo a su cuenta de la red Twitter, @PabloTonelli, donde se podía ver cómo en su nombre se atacaba la propuesta de voto electrónico e incluso se divulgaban algunos de sus datos personales, entre ellos su cuenta de mail, contraseñas y datos de contacto.

Entre capturas de pantalla de mails personales en los que aparece como influenciado por intereses privados interesados en el voto electrónico, la cuenta también mostró artículos periodísticos y reflexiones que parecían personales y eran claramente contra su propio proyecto. 

Quizá, en ese marco, la que mejor parecía redondear el concepto fue la que rezaba "No pueden cuidar ni sus propios dispositivos ni cuentas y quieren usar computadoras para votar".

Lo más curioso del caso, o quizá el único indicio al respecto, es la imagen que podía verse con un gif animado con la cara del diputado y una enigmática dirección de mail.