Este viernes a las 11, se llevará a cabo una conferencia de prensa en la sede de la Central de los Trabajadores Argentinos -Piedras 1065- en la que se anunciará un plan de lucha ante la ofensiva del Estado sobre la clase trabajadora.
 

 
Desde la CTA explicaron que el Ministerio de Desarrollo Social de Argentina anunció el "desmantelamiento de los últimos programas de empleo que les quedaban sin desfinanciar. El Programa Argentina Trabaja y el Programa Ellas Hacen".
 
"El cinismo y la hipocresía, una vez mas, se han apropiado de la comunicación oficial de ésta decisión de gobierno; al mismo tiempo que la construcción de un sentido común violentamente estigmatizador se extiende en los grandes medios de comunicación", expresaron a través de un comunicado.
 
"El gobierno de Mauricio Macri desde hace dos años ha avanzado en la descooperativización de los programas (eliminando el requisito de organización cooperativa al beneficiario del programa de empleo, anulando y suprimiendo matrículas de cooperativas de trabajo, e impidiendo a las mismas acceder a la obra pública en la Argentina). Las cooperativas de trabajo son las que organizaban en clave colectiva y autogestiva la contraprestación de trabajo que implicaba ser beneficiario de los programas que hoy transforman en un auténtico plan social", señalaron.
 
"El gobierno de Mauricio Macri ha vuelto a implementar los planes sociales en la Argentina. Ha creado y masificado un plan social que no tiene contraprestación alguna por parte del beneficiario, que no exige la registración del beneficiario en monotributo, que no exige requisito de capacitación alguna a quien lo perciba", denunciaron desde la CTA.
 
Expresaron además que "el gobierno de Mauricio Macri, el mismo que cierra escuelas, grados y cursos por intermedio de la gestión de María Eugenia Vidal, el mismo que intenta disciplinar los salarios docentes, es el que nos pretende dar lecciones de ética, imponiendo una contraprestación educativa al beneficiario de los programas".
 
"Justo a los movimientos populares, los que hemos desarrollado bachilleratos populares, programas de terminalidad educativa, de alfabetización, las mismas que han construido escuelas, jardines e institutos terciarios, los que hemos desarrollado centros de formación profesional, talleres productivos y solidarios, los que hemos abrazado la educación popular para contener a nuestras compañeras y compañeros expulsados de la educación formal, para que puedan tener mas herramientas para enfrentar la exclusión. A nosotros, estos miserables nos pretenden dar lecciones acerca de la educación de nuestras compañeras y compañeros", expusieron los dirigentes.
 
Denunciaron que el Gobierno de Mauricio Macri está "desmantelando el programa Argentina Trabaja para arrebatarle a los beneficiarios la dignidad de participar en polos productivos, talleres y obras sociocomunitarias. Están desmantelando el programa Ellas Hacen por la profunda misoginia que los empuja a pensar que la violencia de género no tiene nada que ver con la exclusión económica y laboral que revictimiza a nuestras compañeras".
 
"Los Movimientos Populares en la Argentina no queremos planes sociales. Pretendemos conservar la capacidad creativa de planificar la organización colectiva del trabajo de las compañeras y compañeros que han quedado excluidos del modelo económico que profundiza el Gobierno de los patrones. Los Movimientos Populares en la Argentina, no somos el problema frente a la desocupación. El problema es Mauricio Macri y su programa económico que sólo ofrece un destino de miseria planificada", expresaron.