Patricia Bullrich encendió en un conflicto diplomático con Holanda en una entrevista en América. (Foto: captura).
Patricia Bullrich encendió en un conflicto diplomático con Holanda en una entrevista en América. (Foto: captura).

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, acostumbra a realizar declaraciones polémicas. Ya se la escuchó legitimar represiones salvajes de sus fuerzas de seguridad, defender a los uniformados hasta en casos de gatillo fácil o beneficiar encubrimientos de operativos ilegales. Pero esta vez fue más allá de las fronteras nacionales y se atrevió a meterse con la política de drogas de Holanda. El resultado, un conflicto diplomático en puerta

"En Holanda hoy están diciendo que es un narcoestado. Están en una crisis. Son los principales exportadores de droga de síntesis en Europa. Y todo por la despenalización, que lo que hace es bajar la idea del riesgo. Y cuando se baja ese umbral, aumenta inmediatamente la cantidad de consumidores", lanzó anoche la funcionaria macrista en el programa que conduce Luis Novaresio por América TV.

Según su teoría, la despenalización de las drogas afectó a la sociedad de los Países Bajos. "Era el único país con consumo despenalizado, pero se convirtió en el lugar visitado por todos. Aumentaron los problemas de salud, los choques, los casos de violencia, los problemas de muerte", consideró. 

Las declaraciones de Bullrich se multiplicaron en medios nacionales y llegaron a oídos de las autoridades de la Embajada de Holanda, quienes preparan una respuesta oficial, según reveló en su cuenta de Twitter la periodista especializada en narcotráfico, Cecilia González. Ahora habrá que aguardar ese pronunciamiento para saber si los dichos de la ministra provocan o no un escándalo diplomático.