La oposición repudió las agresiones al ministro de Salud
La oposición repudió las agresiones al ministro de Salud

Diputados de todo el arco político repudiaron las agresiones sufridas por el ministro de Salud de la Nación, Adolfo Rubinstein, quien debió suspender ayer una disertación en la localidad bonaerense de Tandil por la presencia en el lugar de manifestantes con pancartas que realizaron cánticos contra el aborto legal, seguro y gratuito.

"Los y las diputadas, firmantes del proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo, repudiamos enfáticamente las agresiones sufridas por el ministro de Salud de la Nación, quien debió suspender la disertación a raíz de la violencia ejercida por un grupo de personas que antidemocrática y violentamente entraron en la sala", publicaron en una carta 15 legisladores, entre ellos Silvia Lospennato y Daniel Lipovetsky, ambos del PRO.

En declaraciones al diario La Nación, el ministro aseguró: "Fue una vergüenza y un clima de intolerancia muy llamativo. Por eso yo sugerí no exponerme a eso. No tenía sentido". Bajo el hashtag "Que no ganen los violentos" y "Senadores que sea Ley", se replicaron en la red social las palabras de apoyo al ministro de parte de representantes del PRO, Frente para la Victoria, Cambiemos, Argentina Federal, Frente Renovador, Libres del Sur y Evolución Radical, entre otros.

"Estamos convencidos de que obtuvimos media sanción respetando las diferencias y construyendo sobre los consensos, revalorando las mejores prácticas de la política en democracia", dice la carta, que agrega: "Esperamos que este clima de respeto mutuo continúe".

Sobre las agresiones, Rubinstein contó: "Es la primera vez que me pasa esto, no solo desde el debate por la despenalización del aborto. Sino en la vida".

Otro diputado que se sumó al repudio fue Diego Bossio (bloque Justicialista), quien votó en contra del proyecto de legalización del aborto."Toda actitud que sea de violencia, que no sea madura ni respetuosa de la opinión de los demás, la repudiamos", comentó Bossio en Radio con Vos.

Rubinstein tenía previsto disertar sobre la cobertura universal de salud en el Salón Blanco de la municipalidad de Tandil, pero antes de su llegada, un grupo de manifestantes de MásVida de esa localidad que lo esperaban en el lugar sacaron carteles y comenzaron a entonar cánticos en contra de la legalización del aborto.

"Dicen que no tienen vida, dicen que no tienen voz, acá están los que marchamos por la vida de los dos", cantaron mientras alzaban carteles con la leyenda: "Adopción libre segura y gratuita", "Educación sexual para prevenir" y "Contención para Abortar".

Mujeres con pañuelos verdes que estaban en la sala respondieron de inmediato con consignas a favor del aborto, según registraron varios videos.  Frente a lo que ocurría, autoridades municipales decidieron suspender la disertación del ministro, quien no llegó al predio municipal, dijeron a Télam fuentes de su cartera.

Rubinstein había participado ayer en el festejo del 10 aniversario del Hospital de Niños Doctor Debilio Blanco Villegas.
El ministro, que cerró la lista de disertantes ante el plenario de comisiones en Diputados que dio forma al proyecto de ley, había dicho a la prensa que "la legalización del aborto nos ubica entre las sociedades avanzadas", días después de la media sanción en la Cámara baja.

"Tenemos que adaptarnos, por supuesto, existen condiciones religiosas y morales pero el Estado tiene que velar por el bien colectivo", agregó. En su página de Facebook, MasVida Tandil se refirió a la manifestación en la municipalidad, al indicar que "Al final nunca apareció y suspendió la charla. No hubo agresiones ni insultos. Carteles y canciones. Respeto pero firmeza y contundencia en la defensa de las dos vidas".