Se hizo rogar. El presidente Mauricio Macri durmió algunas horas en la Quinta de Olivos tras el maratónico fin de semana que vivió en su residencia junto a sus confirmados funcionarios y también junto a los posibles y quizá a los ex. Se levantó este lunes algo más tarde de lo previsto y grabó dos veces un mensaje de 25 minutos de duración.

El video, que tenía hora de emisión anunciada para las 8.30, finalmente salió al aire por cuasi cadena nacional casi una hora y media después.

En su mensaje, el mandatario hizo algunos pocos anuncios y culpó a la oposición y "al escándalo de los cuadernos" por los problemas financieros y de confianza internacional que tiene la Argentina bajo su gestión.

"Por qué estamos pasando lo que estamos pasando", dijo en el comienzo y prometió "hablar con el corazón".

Sin embargo, sus palabras se resumieron a elaborar una suerte de resumen de presuntas buenas intenciones: "equilibrio en las cuentas públicas porque no podemos gastar más de lo que tenemos" y "construir un Estado sin corrupción".

"Quiero renovar mi compromiso", apuntó Macri y lamentó que "en estos meses se desataron todas las tormentas juntas", además de que repitió el latiguillo de que "no podemos vivir por arriba de nuestras posibilidades".

"En todo camino difícil hay avances y retrocesos", recitó y apuntó que "esto podría haber pasado en enero de 2016", pero señaló a la presunta "euforia" que habría generado su gobierno lo impidió.

"Durante dos años nos acompaño" el mercado, dijo Macri y culpó a situaciones "que están fuera de nuestro control" del desastre financiero-cambiario que vive el país por estos días. También señaló a los problemas ocurridos en otros países y algunas variables económicas internacionales.

Pocos anuncios

Sobre las retenciones que aplicarán al campo, la industria y las mineras, dijo que "es un impuesto malo, malísimo".

Anunció que se reducirán los ministerios a menos de la mitad. "He decidido compactar más mi equipo para dar una respuesta más focalizada".

"Sabemos que con la devaluación la pobreza va a aumentar", reconoció y prometió "estar ahí" para quienes reciben la AUH y otros programas asistenciales. "Recibirán un refuerzo en septiembre y noviembre"; dijo y adelantó que se relanzará (otra vez) el programa de Precios Cuidados.

Asimismo, agregó que se reforzará el programa "En tu barrio" y que seguirá habiendo medicamentos baratos para los jubilados del PAMI.

"Estas medidas nunca son suficientes", apuntó también.

"Tenemos un gobierno que enfrenta la realidad sin esconderla", agregó. "Hoy nos toca vivir un momento difícil. Miremos la película y no la foto", rogó.

"No me van a encontrar del lado de los que por dinero entregan el futuro del país", dijo uno de los responsables del Correo Argentino, que le debe miles de millones de pesos al Estado argentino.

"Los argentinos estamos hartos de ese pasado que no puede volver", disparó con un ojo en la oposición y un caballito de batalla que reforzó con una segunda mención a la causa de las fotocopias: "Cuadernos escandalosos", disparó en relación a los presuntos hartazgos de la población.