foto archivo: Télam
foto archivo: Télam

Alrededor de un millón de personas viajaron por la Argentina durante este fin de semana largo por el 12 de octubre, un 2,6 por ciento más que en igual feriado de 2017. Sin embargo, y según datos de la Cámara Argentina de la Mediana Empresa, se gastó muy poco.

"Más gente viajó, pero con estadías más cortas, destinos más cercanos y desembolsos muy moderados", puntualizó el informe de la CAME.

Según sus números, se gastaron 2.375 millones de pesos en las ciudades que forman parte del circuito turístico nacional, integrado por la Capital Federal y provincias de Buenos Aires, Neuquén, Río Negro, Tierra del Fuego, Córdoba, Jujuy, Mendoza, Misiones, Entre Ríos, San Juan, Salta, Santiago del Estero, Tucumán, Formosa, La Pampa, Santa Fe y San Luis.

La estadía media fue de 2,5 días, 0,3 por ciento menos que hace un año. Además, la cámara de empresas apuntó que muchas familias se alojaron en casas de amigos, parientes o vínculos cercanos para abaratar costos.

En tanto, es remarcable el bajo nivel de gasto registrado, ya que el gasto promedio por turista y por día se ubicó en 950 pesos, apenas un 23,4 por ciento más que hace un año, mientras que la inflación en este período fue de más del 30 por ciento.

En tanto, la fuerte devaluación del peso ayudó a que gente que antes viajaba al exterior ahora elija localidades nacionales. Los países más afectados por esto fueron Brasil y Chile.

Según el relevamiento de la CAME, en 40 ciudades turísticas las ventas de bienes y servicios asociadas al movimiento de este sector cayeron 4,53% frente al mismo fin de semana de 2017. "Hasta el viernes no se vendía nada, recién el sábado los turistas salieron de paseo, miraron vidrieras y comenzaron a comprar algo", sostuvo el dueño de un comercio de indumentaria de Pinamar.

Los destinos más elegidos el fin de semana fueron la Costa Argentina, Córdoba, Bariloche, Entre Ríos, Mendoza, Misiones, Salta, y el interior de la provincia de Buenos Aires.