Casi el 40% de las consultas de inquilinos son porque no pueden pagar los gastos
Casi el 40% de las consultas de inquilinos son porque no pueden pagar los gastos

De las últimas consultas, casi el 40% son inquilinos no alcanzan a reunir el dinero para pagar el alquiler, las expensas y los servicios. La finalización anticipada del contrato, la renegociación en cuotas de las deudas o el acuerdo para sostener el alquiler por unos meses hasta encontrar otra alternativa de vivienda, son los casos más recurrentes en los últimos sesenta días, según el informe del área de Inquilinos de la Defensoría del Pueblo.

Dentro de los inquilinos que tienen dificultades para pagar el alquiler, uno de cada tres termina el contrato antes de los dos años, por imposibilidad de sostener el pago.

Fernando Muñoz, coordinador del Programa de Atención a Inquilinos, afirmó: "Estamos recibiendo familias inquilinas que por no poder seguir pagando el alquiler se mudan a un lugar más chico, más barato, más alejado, evitando por ahora acumular deudas, pero empeorando su calidad de vida. La angustia y frustración por no poder terminar el contrato de alquiler de vivienda es cada vez más frecuente y anticipa momentos críticos para la relación entre inquilinos y propietarios", declaró.

Una manifestación muy similar de la misma problemática es el de los inquilinos que llegan a la finalización del contrato y no pueden afrontar los precios de la renovación (3,84%). “Habiendo recibido los nuevos precios y sabiendo que no van a poder pagarlos, necesitan una prórroga por dos o tres meses que les dé tiempo a reubicarse, para después afrontar la mudanza y los nuevos valores del mercado inmobiliario”, afirmó.

Otro segmento es el de los inquilinos que están atrasados en el pago del alquiler (18,26%) o las expensas (5,76%). Son aquellos que, por alguna situación puntual -como la pérdida de su fuente laboral.

Generalmente necesitan acordar un plan de cuotas, con el objetivo de evitar un juicio de desalojo. Otros, en tanto, ya llegan con el juicio de desalojo iniciado (6,73%). También están aquellos que se acercan a consultar si es legal que les aumenten tanto el precio del alquiler y las expensas (17,3%), con la expectativa de que exista alguna legislación que los ampare, y finalmente aquellos que quieren reclamarle al locador porque les aumenta el alquiler por fuera de lo establecido por contrato (2,88%) o porque les cobra expensas extraordinarias (15,38%).

A pesar de la necesidad que tienen los inquilinos de recuperar su depósito en dinero al finalizar el contrato, sigue siendo destacable la cantidad de quejas recibidas por falta de devolución del mismo. Al respecto, Fernando Muñoz afirmó: “La retención indebida del depósito es una expresión más de la búsqueda del mercado inmobiliario de exprimir al máximo la rentabilidad de las viviendas. A esta altura resulta atípico encontrar inquilinos a los cuales les hayan devuelto el depósito sin que lo reclamen insistentemente, ya sea a
través de cartas documento, mediaciones u otros mecanismos formales”.

También son numerosos los inquilinos que se presentan con problemas edilicios. Dentro de este subtema, los más recurrentes son los cortes de suministro de gas (29,62%) y los problemas de humedad y/o filtraciones (25,92%), ya que son arreglos costosos y que se demoran en el tiempo. 

Asesoramiento legal


La Defensoría del Pueblo, a través del Programa de Atención a Inquilinos, brinda asesoramiento legal a todos los inquilinos de la Ciudad de Buenos Aires. Para acceder a este servicio, los vecinos deben acercarse a cualquiera de las dos sedes donde funciona el programa, Venezuela 538 o Carabobo 84, de lunes a viernes de 9 a 18 horas. No es necesario sacar turno, la atención es por demanda espontánea y es recomendable acercarse con toda la documentación disponible para que el asesoramiento sea lo más efectivo posible.


También se pueden realizar consultar a través de WhatsApp al + 54 9 11 2254 6185