D
D'Alessio quiso hacer zafar a Stornelli pero lo complicó aún más
A pesar de que las empresas hegemónicas de comunicación alineadas al macrismo destacaron en sus titulares que "el falso abogado D'alessio desligó Stornelli de la extorsión", nuevos elementos vinculan al fiscal y lo envuelven en el mencionado delito.
 
Es que, en su declaración indagatoria, Marcelo D'Alessio, aseguró que “si abren mis teléfonos van a ver que hay un audio con una puteada de Stornelli por este tema, él no tenía nada que ver”, según publicó El Destape. 
 
Al decir esto, D'Alessio intentó desligar a Stornelli. Sin embargo, para la Justicia, no hizo más que confirmar que Stornelli se comunicó con D'Alessio luego de que se hiciera pública la denuncia.
 
Ahora, el empresario Víctor Palomino Zitta, arrepentido en la causa conocida como la "Mafia de los contenedores", se presentó ante el juez Alejo Ramos Padilla y denunció que él también fue extorsionado por D'Alessio.
 
Zitta dijo que D'Alessio le habría reclamado 500 mil dólares para "repartirse" con el juez de la causa Marcelo Aguinsky, un estudio jurídico y el periodista del diario Clarín, Daniel Santoro.
 
"Durante la espera D'Alessio les refirió a modo de amenaza QUE DEBIAN DE ABONAR U$S 500.000 los cuales serian repartidos entre la fiscal del caso, el Juez Aguinsky, el estudio jurídico y Santoro (periodista del diario Clarín)", declaró en forma textual, según una publicación de Diario Perfil.
 
Estos dichos complican aún más la situación de D'Alessio y en consecuencia la de Stornelli, por la cada vez menos inocultable ligazón del fiscal con el polémico abogado. 
 

LAS PRIMERAS DECLARACIONES DE D'ALESSIO

 
“Stornelli no tiene la más puta idea de todo esto, me dijeron que lo mencione solamente porque yo había estado con él en dos oportunidades y yo lo conocía por haber estado con él declarando por el tema del libro de Daniel Santoro. Nada más”, había dicho D'Alessio en su declaración. 
 
La pregunta es: en este contexto, ¿cómo se explica la reunión en Pinamar? Para la Justicia, existe una importante cantidad de pruebas que indican una relación fluida entre ambos. 
 
D'Alessio confirmó también las capturas de Whatsapp en la que arregló para verse con Stornelli en Pinamar. “El viaje a Pinamar... yo ya iba a ir a verlo a Stornelli”.
 
En otro tramo de su declaración textual, D'Alessio dice que “cuando se dieron la mano, él (Etchebest) salía de hacer pis del baño y de pedo Stornelli también entró al baño y se dieron la mano. Eso de que se dieron la mano y hubo un pacto es mentira. El dinero nunca iba a estar porque ellos mismos sabían de la trampa”. 
 
En la indagatoria, D'Alessio repitió que “quien me encargó la investigación, es un alto directivo de la AFI (…) Él recibía copia de todo lo que tenía que ver con el tema Etchebest, yo tenía que reportarle todo”. 
 
“Yo no le quise sacar un centavo a ese hombre. Me dijeron que si hacía bien este trabajo supuestamente iba ser Director de Asuntos Complejos de la AFI”, aseguró en otro párrafo. 
 
“Le estoy mostrando un entramado con la AFI, le puedo mostrar en mi computadora los trabajos que me encargaron antes. Yo estaba trabajando para ellos, supuestamente tenía que averiguar cuál era la ruta inversa del dinero K. Pero era mentira”, según explicó.
 
Los textuales surgen de la declaración indagatoria del 17 de febrero ante el juez Alejo Ramos Padilla y el fiscal Juan Pablo Curi. En una segunda indagatoria realizada el 18, habló sobre Leonardo Fariña: “Sé quién le paga, es una operación todos los días”. 
 
Cabe recordar que en los audios que grabó el empresario Etchebest, D'Alessio afirmaba ser abogado de Fariña y que era un gasto abonado por la ministra de Seguridad Patricia Bullrich.
 

LA NUEVA DENUNCIA POR EXTORSIÓN

Según declaró ante el juez de Dolores, Alejo Ramos Padilla, Palomino Zitta fue detenido en el Puerto de Buenos Aires cuando fue a buscar un contenedor desde la terminal EXSOLOGAN hasta un depósito fiscal en San Miguel. En ese momento, Prefectura Naval lo apresó junto a su socio.
 
En el Juzgado del Dr. Marcelo Aguinsky, mientras realizaba su declaración indagatoria, entró su ex pareja, Jacqueline Fonseca, "con un grupo de abogados particulares que asumirían la defensa". El juez le preguntó si aceptaba la designación, ante lo cual asintió.
 
Los abogados eran "Rodrigo González, Gustavo González, Emiliano (empleado del estudio de González) y Marcelo D'Alessio". "Emiliano se apartó a hablar conmigo con un borrador de la declaración que debería de realizar, yo le relato los hechos pero me dice que si yo decía eso, seguramente iba a quedar detenido mucho tiempo, que debería de declarar lo que él me había preparado ya que el Juez y la fiscal querían que aporte la información que él tenía preparada, para, de esa forma, declarar como arrepentido y obtener la libertad", declaró Zitta.
 
Sobre D'alessio, Zitta dijo que "se sentó en el hall de entrada entre la mujer de mi socio y Jacqueline. Durante la espera D'Alessio les refirió a modo de amenaza que debían abonar Us$ 500.000, los cuales serian repartidos entre la fiscal del caso, el Juez Aguinsky, el estudio jurídico y Santoro (periodista del diario Clarín)".
 
Agregó que "en las puertas del Tribunal el periodista Daniel Santoro, quien se saluda, según manifestaron las mujeres, de manera muy amena con D Alessio y los González, y él personalmente les refirió que el tema estaba controlado y que no iban a salir en los medios, por la contratación de los servicios de ese estudio".
 
"Emiliano me dijo previamente todas las personas que debía de incluir en la declaración para que se me otorgue la excarcelación; quiero destacar que no conocía a ninguna de las personas que nombre en dicha declaración", señaló Zitta.