La utilización de la capacidad instalada en la industria cayó al 57,7%
La utilización de la capacidad instalada en la industria cayó al 57,7%

La utilización de la capacidad instalada en la industria alcanzó en marzo último un promedio del 57,7%, 9,1 puntos porcentuales por debajo de la medición del mismo mes del año anterior, informó hoy el INDEC.

Según el indicador del organismo estadístico la utilización de la capacidad instalada de marzo respecto a febrero disminuyó un 0,8% y bajó otro 6,8%, al comparar el primer trimestre con igual período del año anterior. 

La baja más pronunciada es la de la industria automotriz que tiene casi la tres cuartas parte de su capacidad de producción parada, afectada por los despidos, suspensiones y paradas técnicas de plantas, con un promedio del 35%.

Esta caída en el uso de la maquinaria industrial acompañó el retroceso del 13,4% de la producción, informó el organismo.

Los bloques sectoriales que presentaron en marzo niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general fueron “Refinación del petróleo, 76,6%; Papel y cartón, 71,1%; Sustancias y productos químicos, 69,6%; industrias metálicas básicas, 64,8%; Productos del tabaco, 63,8%; Minerales no metálicos, 62,4%, y Edición e impresión, 58,1%.

Mientras que los bloques sectoriales que se ubican por debajo del nivel general de la industria fueron Productos alimenticios y bebidas, 55,7%; Textiles, 49,8%; Productos de caucho y plástico 48,7%; Industria metalmecánica, 43,1%; y la Industria automotriz, 35%.

La posibilidad de que se revierta, en el corto plazo, el bajo nivel de la capacidad instalada en la industria aparece como escasa según un relevamiento hecho por el Indec entre empresarios.

El 55,9% de los consultados por el organismo creen que la utilización de la capacidad instalada no cambiará hasta junio inclusive, mientras que un 34,8% anticipó que seguirá en baja, y solo el 9,3% restante considera que se incrementará.

Este escaso nivel de utilización está en linea con las magras expectativas empresariales de cara al segundo trimestre del año.
El muestreo del organismo indicó que el 49% de los entrevistados estimó que habrá una caída de la demanda interna, contra un 11,2% de los consultados que prevé un aumento, mientras que el restante 39,8% no anticipó mayores modificaciones.

En cuanto al comportamiento de las exportaciones hasta junio inclusive, el 26% de los consultados por el Indec esperan un aumento, contra un 24,2% que consideran que disminuirán, mientras que el restante 49,8% no anticipó mayores modificaciones.
Ante este panorama, el vicepresidente de la Unión Industrial Argentina (UIA) Guillermo Moretti, advirtió que la caída del sector fabril “todavía no encontró el piso” y reclamó al Gobierno un cambio de modelo económico.

En declaraciones radiales, el empresario sostuvo que en Santa Fe, de donde es oriundo, “durante 2018 cerraron 280 empresas. Y van a seguir cayendo, si no se cambia el modelo económico”.

Venimos diciendo desde hace dos años que este modelo económico no va más. Tenemos un sector industrial con la capacidad instalada del 50% y no figura en ninguno de los puntos (del acuerdo político que impulsa el Gobierno) cómo reactivar ésto”, dijo Moretti .
Por su parte, el Gobierno decidió la semana pasada aumentar a 6,5% el porcentaje de reintegros impositivos que le otorga a las automotrices que exportan su producción.

El ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, señaló que se impulsó esta medida "en base al diálogo permanente que tenemos con el sector y con los distintos representantes de toda la cadena de valor”.

El funcionario destacó su anhelo que a esta medida “permita recuperar el dinamismo en el nivel de exportaciones y motorice un aumento en la producción de unidades previstas para este año".