Lo que sería una noche de festejo, planeada durante mucho tiempo por la familia, terminó convirtiendose en otro femicidio en la ciudad de Marcos Paz: un policia retirado disparó contra su ex pareja en el ingreso a la fiesta de 15 de su nieta.

El policia retirado, Hugo Orlando Ibarra, llegó a las puertas del salón de fiestas donde comenzaban a llegar los invitados para festejar los 15 años de su nieta. Allí oculto detrás de unas plantas, sacó su arma y esperó la llegada de Cristina Noemí Rodríguez, su ex esposa, para luego de una breve discusión dispararle en la cabeza provocándole la muerte en el acto.

El ex integrante de la policía bonaerense tenía una restricción perimetral otorgada por la justicia luego que Rodriguez realizara varias denuncias por amenazas, que comenzaron cuando esta inició una nueva relación con la pareja que se encontraba junto a ella en el momento del crimen.

Según el testimonio de Sofía Ibarra, hija de la víctima y el asesino, su padre dejó el auto a mitad de cuadra del salón y apareció detrás de unas plantas cuando su madre descendió de una camioneta junto a su actual pareja y el hijo de él. Luego de gritarle "viste que te encontré" le apuntó a la cabeza y disparó.

El acusado, que intentó escapar del lugar, fue atrapado por los mozos del local, una casaquinta destinada a fiestas. El criminal permanece detenido gracias al testimonio de muchos de los invitados que presenciaron el cruento hecho.