Denuncian al ministro de Educación de Bolsonaro por macartismo en universidades
Denuncian al ministro de Educación de Bolsonaro por macartismo en universidades
Se definió como macartismo a la persecución anticomunista impulsada por el senador Joseph McCarthy en Estados Unidos, durante el período de la guerra fría. Uno de los tantos investigados fue el mismísimo Charles Chaplin.
 
En el Brasil del ultra fascista Jair Bolsonaro parece haber un revival al respecto. Uno de los tantos síntomas es el de la persecución a universidades. 
 
En este sentido, el Ministerio Público Federal del estado brasileño de Río Grande do Norte presentó este miércoles una denuncia contra el ministro de Educación de Bolsonaro, Abraham Weintraub, por daños morales, tras sus declaraciones referentes a profesores y estudiantes.
 
Entre las conductas en cuestión está la declaración de que "las universidades que, en vez de buscar mejorar los resultados académicos, estén montando alborotos, tendrán sus presupuestos reducidos".
 
Para la Fiscalía, esas palabras demuestran la "clara voluntad discriminatoria por parte del imputado, puesto que las universidades inicialmente castigadas por el ministerio (la Universidad Federal Fluminense, la Universidad Federal de Bahía y la Universidad de Brasilia) tuvieron un óptimo resultado", en base a rankings de evaluación de la educación superior, como el Times Higher Education.
 
Otra declaración considerada ofensiva por los fiscales se produjo el pasado 20 de mayo, durante una reunión del ministro con rectores y parlamentarios del estado de Río Grande do Norte.
 
Al ser cuestionado sobre la falta de recursos para pagar el servicio de limpieza de las universidades, el ministro sugirió que lo hicieran los Centros Académicos y los Directorios Centrales de Estudiantes, los órganos de representación de los alumnos en las universidades.
 
Para la Fiscalía, las conductas del ministro son discriminatorias y no están protegidas por la libertad de expresión, "dado que manchan el honor y la imagen pública de profesores y alumnos".
 
Además, consideran que hay un peligro de "envenenamiento gradual de la democracia", cuando discursos de ese tipo pasan a ser proferidos y considerados normales en la sociedad, pudiendo crear un clima de animosidad contra las instituciones.
 
Debido a la complejidad en fijar indemnizaciones, a título de daños morales colectivos, la Fiscalía sugirió un valor de cinco millones de reales (1,2 millones de dólares), teniendo en cuenta la reiteración de la conducta, el cargo ocupado por Weintraub y la cantidad de personas afectadas.
 
La Fiscalía hizo pública la denuncia contra el ministro justo en el día en que decenas de ciudades de todo el país acogen actos contra los recortes en los presupuestos de las universidades.
 
Las marchas, organizadas por profesores y estudiantes, pretenden revalidar el éxito de las movilizaciones del pasado 15 de mayo, que congregaron a cientos de miles de personas en más de 200 ciudades de todo el país. (Sputnik)