John Bolton
John Bolton

Con un nivel de optimismo sorprendente para lo que fueron los resultados reales alrededor del mundo, el poderoso asesor de Seguridad de Donald Trump, John Bolton, afirmó que el bloqueo que dispuso la Casa Blanca contra Venezuela "va a funcionar". Además, lanzó una furibunda amenaza al país caribeño al señalar que "el tiempo de dialogar terminó".

Según puntualizó, la medida busca "acelerar una transición pacífica y democrática", lo que reitera la intención de Washington de sacar a Nicolás Maduro del poder y reemplazarlo por un delegado del país del norte. 

"Funcionó en Panamá, funcionó en Nicaragua una vez, y va a funcionar allí otra vez, y va a funcionar en Venezuela y Cuba", expresó sin ningíun tipo de anclaje en la realidad Bolton, luego de largas décadas de bloqueo en la isla caribeña y otros que solo causaron pesar y depresión económica furibunda en los países donde se aplicó.

"Nuestras acciones han sido precisas y pensadas para asegurar la protección del pueblo venezolano, para que tengan acceso a lo que necesitan para sobrevivir", disparó el funcionario estadounidense ante diplomáticos de más de 50 países que apoyan al autoproclamado presidente interino Juan Guaidó.

"Nos aseguraremos de que Maduro se quede sin vías financieras de mantenerse a sí mismo", expresó Bolton.

"Es la primera vez en 30 años que usamos un congelamiento de bienes contra un gobierno en este hemisferio. ¡La dictadura de Maduro está bajo aviso!", finalizó y abarcó en sus amenazas a los países que colaboren con Caracas, al explicar que habrá sanciones a quienes "cooperen o asistan".

"Procedan con extrema precaución", advirtió.