La Policía de Larreta amedrentó a un reportero gráfico de Revista Cítrica
La Policía de Larreta amedrentó a un reportero gráfico de Revista Cítrica
El fotógrafo de Revista Cítrica Juan Pablo Barrientos fue abordado por personal de la Policía de la Ciudad, en un claro acto de amedrentamiento contra el trabajo de la prensa.
 
El hecho ocurrió mientras el reportero gráfico cubría la intervención teatral "Matar de una patada", en el domo de la Policía de la Ciudad en Diagonal Norte, realizada por actores y actrices independientes en la que buscaron visibilizar la violencia institucional. 
 
Al finalizar la intervención, a Juan Pablo lo intimaron tres efectivos y se dio el siguiente diálogo persecutorio:
 
"¿De qué medio es usted? Documentos por favor… No, esa credencial no sirve. DNI por favor.¡Ah, tiene antecedentes! Antecedentes por resistencia a la autoridad", sostuvieron los policías.
 
Barrientos respondió: "Me parece que no corresponde que me hablés así. No tengo antecedentes, es una causa armada por la fuerza que integrás. Y me detuvieron en estas mismas condiciones: estaba trabajando con mi cámara y me llevaron detenido".
 
 
Ante lo cual los policías se burlaron. "Así funciona la política represiva de Patricia Bullrich y también la policía de Larreta. La misma policía que -de una patada mortal- mató a Jorge Martin Gómez hace un mes, la misma policía que todos los días persigue y tortura a vendedores ambulantes senegaleses, la misma policía que hoy amenazó a un trabajador de prensa en 9 de julio y Corrientes", publicaron desde Revista Cítrica en redes sociales.
 
En febrero de este año, en medio de una protesta que los trabajadores de la imprenta Madygraf (ex Donnelly), realizaron junto con organizaciones obreras, estudiantiles y políticas frente al Congreso, y mientras realizaban un “Cuadernazo” para denunciar irregularidades en la licitación de materiales escolares del Ministerio de Educación, a cargo de Alejandro Finocchiaro, la Policía Metropolitana reprimió y encarceló trabajadores de prensa.
 
Entre los periodistas detenidos estuvieron Bernardino Ávila, el fotógrafo que captó la imagen que se hizo viral de la anciana juntando verduras durante la movilización de los productores rurales de la Unión de Trabajadores de la Tierra en Constitución, y Juan Pablo Barrientos, que también había cubierto esa protesta.