"El presidente me llamó y me dijo ´que nadie diga que estoy por el sí´ y trabajamos y ganó el no", disparó en un gesto de sinceridad brutal el diputado nacional Federico Pinedo, una de las espadas más afiladas de Cambiemos en el Congreso Nacional.

En plena gira del "Sì se puede" y en medio de la catarata de discursos en los que el presidente de la nación da a conocer día a día su costado más conservador y machista, el legislador respondió al ultraderechista Juan José Gómez Centurión una afirmación en la que el ex carapintada criticó al Gobierno por haber enviado al Congreso el proyecto de legalización del aborto.

"Ningùn Presidente manda una ley para que no la voten", dijo Gómez Centurión en una entrevista, obsesionado con su militancia por el aborto clandestino. "No ha sido un Presidente que haya defendido las dos vidas", agregó y fue lo que despertó el tuit de Pinedo, quien se esforzó en contestarle y dejarle en claro que sí, que el jefe del Estado también es un cabal defensor de la percha.