Luego de haber vendido 130.000 vehículos el año pasado, Chevrolet buscará superarse durante 2013, manteniendo el alza que consiguió a partir de 2010, con la renovación de su gama de productos, donde se destacan el Vectra, el Cruze y varios modelos más. Ahora, para pisar fuerte en el segmento B, donde mayor es la venta, sacó al mercado el Onix y el Prisma, que se pueden comprar desde esta misma semana.

Están disponibles en dos niveles de equipamiento LT y LTZ, en este último, se destacan la computadora de abordo, espejos exteriores eléctricos y levantavidrios eléctricos one touch delanteros y traseros, con sistema anti pinzamiento y el nuevo Prisma suma también en la versión LTZ, sensores de estacionamiento trasero.

Para los clientes que buscan las tecnologías exclusivas, los nuevos Onix y Prisma ofrecen en todas sus versiones el sistema multimedia de información y entretenimiento MyLink que se destaca por contar con una interface intuitiva y de fácil navegación, a través de una pantalla táctil color de 7 pulgadas ubicada en el centro de la consola que permite la interacción entre el vehículo y diversos dispositivos electrónicos y así disfrutar de toda la música en MP3, fotos y videos, llevando el contenido multimedia del usuario a su auto. Además, posee Bluetooth, puerto USB, AUX IN y permite al usuario configurar algunas funciones del vehículo de acuerdo con sus preferencias.

El Prisma estará disponible en 4 colores: Negro, Blanco Summit, Gris Sand y Plata Switchblade, mientras que el Onix llegará en 6 colores, ya que suma a los anteriores el Rojo Pepper y el Naranja Flame.