La CTEP cruzó a la UCR y la acusó de destruir el diálogo social