Política | Bullrich | Vacunación | ONU

Impresentable: Bullrich denunció ante la ONU al plan de vacunación

La jefa del PRO, Patricia Bullrich, y un grupo de talibanes de Juntos por el Cambio, presentaron una denuncia ante Michelle Bachelet.

Jugando siempre al borde de la extrema derecha y desesperada por imponerse en la interna silenciosa que mantiene con Horacio Rodríguez Larreta para liderar a Juntos por el Cambio, Patricia Bullrich dio otro paso en pos de coronarse como la dirigente más recalcitrante del conservadurismo local. Ahora, junto a un grupo de kamikazes, presentó un informe ante la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, con el fin de denunciar el plan de vacunación que lleva adelante el gobierno argentino.

A través de un texto que se vende como "informe", Patricia Bullrich, Eduardo Amadeo, Florencia Arietto, Fernando Iglesias, Silvana Giudici, Waldo Wolff y Oscar "El Milico" Aguad, entre otros y otras representantes de lo menos presentable de la oposición, afirman que "el plan (de vacunación) no cumple los estándares de protección de los derechos humanos previstos por la Resolución 1/2021 de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en el marco del COVID19, en particular con los principios de transparencia, participación, rendición de cuentas, igualdad y no discriminación".

El nuevo aliado de Bullrich: admirador de Videla, misógino y homofóbico

Mientras en Argentina algunos de los distritos gobernados por Juntos por el Cambio disparan sus cifras de internados en terapia intensiva por la falta de medidas de cuidado (Córdoba, por ejemplo, se negó hasta lo indecible a cerrar sus escuelas y hoy afronta un colapso inminente), la exministra de Fernando De la Rúa y Mauricio Macri agita la violencia verbal y las medidas de desprotección para captar votos y seguidores entre lo más rancio del electorado.

"El informe tiene como punto de partida los estándares establecidos por la CIDH para el manejo de las políticas públicas de adquisición, distribución y aplicación de vacunas", dice el mail que le fue enviado a Bachelet y que por el momento solo recibió una respuesta automática en inglés (generada por el sistema, sin intervención humana).

Según el texto presentado los "dispositivos de inmunización" fueron "irregulares", al tiempo que se remarca el caso de "los vacunatorios vip". También, sin criterio aparente, se refiere a que se "priorizó a personal estratégico" por sobre "el personal de salud", aunque en los hechos el personal médico está vacunado casi en un 100% en provincia de Buenos Aires y a lo largo del país.

Nuevo papelón de Eduardo Amadeo durante una entrevista

Sin embargo, el punto central y parte del lobby en favor de la estadounidense Pfizer que llevan a cabo parte de la oposición y los medios masivos de comunicación, es en favor de la farmacológica estadounidense, ya que el "informe" pone el acento en "el plan de adquisición de vacunas contra el virus COVID-19 con miras a favorecer arbitraria e ilegalmente la participación de empresarios asociados al poder".

No hay un solo dato o prueba de lo que dicen Bullrich, Amadeo y Fernando Iglesias, pero se dice con vehemencia, como si se escondiera algo de verdad entre las palabras del mail denunciante.

"Este plan ha llevado al fracaso del programa de prevención de la transmisión de la enfermedad, con el consecuente aumento del número de casos y de víctimas fatales", dicen sin ponerse colorados quienes convocaron a manifestaciones anticuarentena desde el comienzo de la pandemia.

Nancy Pazos demolió a Amadeo: Leen Clarín y se mienten entre ustedes

Asimismo, se quejan de la presunta "decisión de mantener regímenes de restricciones de derechos y aislamientos obligatorios de la población que generan mucho mayor daño en la salud, en el acceso a la educación y en la destrucción de la economía".

En lo puntual, el mail se queja de la "contratación AstraZeneca-mAbxience de Hugo Sigman; Sputnik V y Laboratorios Richmond de Marcelo Figueiras; Sinopharm y Sinergium Biotech de Hugo Sigman y la solicitud de mínimas dosis al fondo Covax".

En síntesis, se quejan de la ausencia de Pfizer, algo que ni el más descabellado lobbysta se hubiera animado a hacer de forma tan explícita.

Al presentar el informe ante la ONU, la presidenta de Pro expresó: “La distribución de las vacunas no respetó los principios de igualdad y no discriminación. Se generó una situación de privilegio con quienes forman parte del partido de gobierno, a la vez la información fue nula, sin transparencia y acceso de la población a la misma. Genera enorme incertidumbre la falta de certeza respecto al momento de la vacunación, las razones por las cuales sólo se compraron algunas vacunas y se generó una duda frente a la falta de explicación del gobierno respecto a porque no se compraron vacunas accesibles donde la Argentina había participado en sus procesos de prueba. Todo ello nos lleva a que pongamos en marcha esta alerta temprana". Parte, todo esto, del insólito derrotero político de Patricia Bullrich Luro Pueyrredón, el mismo que la llevó de ser dirigente de Montoneros a militar la extrema derecha y el bolsonarismo sin destino. Y para eso no hay vacuna que valga.

Dejá tu comentario