Sociedad | Calles | Muestra | película

Muestra para "sumergirse" en la multitud que "toma las calles"

El artista Andrés Denegri presenta "Tomar las calles", una instalación compuesta por tres filmaciones en Super 8, realizadas cuadro a cuadro, en la Feria Internacional de Arte Contemporáneo de Madrid.

Andrés Denegri aborda las artes visuales combinando cine, video, instalaciones y fotografía. Sus proyectos generan diálogos entre diferentes formatos interpelándolos poética y conceptualmente, creando tensión en los usos clásicos de las tecnologías audiovisuales.

La producción fotográfica de Denegri tiene su origen en el cine analógico ya que el artista utiliza secuencias de fotogramas de película de 16 mm o Super 8 para generar imágenes fijas.

Los proyectores de película antiguos son protagonistas de muchas de las instalaciones de Denegri: desde dispositivos familiares portátiles hasta potentes máquinas industriales que se combinan en la producción de objetos cinéticos y pantallas monumentales donde el celuloide sale del proyector y viaja a través del espacio transitado por el espectador.

El artista tiene una mirada cinematográfica permite al artista crear obras pensadas como secuencias, imágenes que operan como registros donde se proponen diálogos entre el cine, la literatura y la fotografía pero donde cada práctica mantiene su soporte, su lenguaje, sin invadir el terreno de la otra.

Algunos de sus trabajos más destacados como “Instante Bony” (2000), “Tomar las calles” (2019) y “Máquinas de lo sensible (2019)” abordan la investigación en el campo de las artes audiovisuales y del cine experimental así como el estudio de material de archivos históricos.

Denegri produce obras donde los dispositivos y la tecnología de la memoria, se transforman en una alegoría de los procesos del olvido y la negación de la historia, invitando al espectador a repensar la relación entre la memoria y su importancia activa en nuestro presente.

"No hay experiencia mas sublime que sumergirse en la multitud cuando toma las calles. Es una vivencia sensorial plena: al clamor de los cantos de protesta, al olor de las fogatas arrebatadas y al perfume de las comidas callejeras, al roce permanente con otros cuerpos, al despliegue colorido de banderas se suma ese calor en el alma producido por sentirse parte de un pueblo que elige poner el pecho antes que entregarse de rodillas", señala.

Con la obra "Tomar las calles", que agrupa breves filmaciones en Super 8 realizadas durante tres marchas de diferentes tonos. Una es la clasica marcha que se realiza en Argentina cada 24 de marzo para recordar que nunca mas volveremos a soportar una dictadura cívico-militar, y que aun queda un trayecto marcado por la memoria, la verdad y la justicia.

Otra es en reclamo por una gran deuda que estuvo pendiente por demasiado tiempo, el derecho al aborto legal, gratuito y seguro, aprobado en Argentina el pasado diciembre de 2020. La tercera es una marcha de trabajadores en reclamo por la apertura de paritarias. Derechos humanos, derechos civiles, derechos obreros; la posibilidad de un mundo mejor se empuja desde la calle.

De la mano de la galería Rolf Art, el artista participa hasta el 11 en ARCOmadrid 2021, en la sección física Remitente- Arte latinoamericano, dedicada exclusivamente a galerías de América Latina, con la curaduría de Mariano Mayer, en Ifema, Madrid, España.La galería participa también en ARCO E-XHIBITIONS: un espacio de exposición complementario a la feria que tiene lugar exclusivamente online con nuevos lanzamientos cada mes. Acompañando la presentación de la galería en REMITENTE, los proyectos de exhibición propuestos para ARCO E-XHIBITIONS ponen en diálogo diferentes cuerpos de obra de Andrés Denegri con el trabajo de de reconocidos artistas latinoamericanos: Marcelo Brodsky (b.1954, Argentina), Cristina Piffer (b.1953, Argentina) y José Alejandro Restrepo (b.1959, Colombia). Buena Memoria | Marcelo Brodsky - Andrés Denegri.

Remitente incluirá 19 artistas y 24 galerías de nueve países de América Latina (por Argentina estarán Constitución, Herlitzka+Faria, Nora Fisch, Piedras y Rolf Art) y las obras del poeta chileno Raúl Zurita, el rosarino Mauro Guzmán, el mexicano Héctor Zamora, la neuquina Jimena Croceri o la peruana Natalia Iguiñiz, el colectivo Lolo y Lauti.

La presencia latinoamericana será “un espacio intermedio entre la sección y la exposición. Si bien las obras estarán a la venta, no hay stand. Es un pasillo sin división entre las galerías, con las obras que pudieron llegar a Madrid, ser enviadas de manera sencilla o rehacerse aquí”, explicó a Télam el curador Mayer.Se trata de un nuevo modelo que plantea la posibilidad de la presencia de obras que no requieren de transporte para su exhibición por su inmaterialidad, por la residencia del artista o por el apoyo de otras galerías, donde se verán espacios de México, Brasil, Santiago de Chile, Bogotá, Perú y Argentina.

“Hemos estado actuando al tiempo de los acontecimientos, con las fases, tanto a nivel europeo como latinoamericano. Algo que -de repente- se hacía de una forma hace dos meses, rápidamente podía cambiar. Mi intención fue intentar dar respuesta a esta posibilidad del envío de las obras, que no sea solamente video o audio sino también otros lenguajes como pintura, esculturas, dibujos, collage, fotografías, instalaciones, activaciones y performances en algunas obras", explicó.

Dejá tu comentario