Mundo | Chile | Pinochet | Piñera

Chile vota y tiene la chance de romper con el fantasma de Pinochet

Se trata de la elección con final más incierto de la historia democrática reciente en el país que hasta hoy vive signado por el paradigma del genocida Augusto Pinochet.

Los chilenos y chilenas votan hoy para elegir Presidente y parlamentarios en los comicios más inciertos en décadas, con candidatos de todo el espectro ideológico y el país en un proceso de reseteo político que incluye la redacción de una nueva Constitución. ¿Dirá adiós Chile al fantasma de Augusto Pinochet, que condiciona la democracia en ese país como si la opresión nunca hubiera finalizado?

Chile elige al sucesor del pinochetista Sebastián Piñera entre siete candidatos, de los cuales aparecen como favoritos Gabriel Boric, de la alianza de izquierda Apruebo Dignidad; y José Antonio Kast, del derechista Frente Social Cristiano, de derecha.

Golpe contra Allende en Chile: Australia también participó

Las mesas de votación abrieron a las 8 de la mañana, para que los ciudadanos habilitados elijan al presidente, a 27 de los 43 senadores, a la totalidad de los 155 diputados y a 302 consejeros regionales. Las mesas cierran a las 18.

Estas elecciones en Chile están marcadas por dos años de duras protestas sociales, el conservador Piñera fue la primera figura pública en ir a votar en un colegio en Las Condes, el barrio más rico de la capital, Santiago.

"Todas las opiniones importan. Vengan a votar; somos capaces de resolver nuestras diferencias de manera pacífica; a votar", pidió el mandatario ante las cámaras.

Se espera que ninguno de los candidatos alcance el 50% más uno de los votos necesario para ganar en primera vuelta y evitar el balotaje, previsto para dentro de cuatro semanas, el domingo 19 de diciembre.

También aspiran a la Presidencia la extitular del Senado Yasna Provoste, de la coalición de centro-izquierda heredera de la exConcertación; el oficialista y exministro Sebastián Sichel y el varias veces candidato y miembro del Grupo de Puebla Marco Enríquez-Ominami.

Completan el pelotón el conservador Franco Paris, que no vive en Chile, y el profesor de izquierda Eduardo Artés, por la Unión Patriótica.

Según las últimas encuestas, los favoritos son Boric y Kast, lo que parece confirmar la erosión de la centroderecha y centroizquierda que se vio a lo largo de este año en las urnas.

Boric, diputado de 35 años y exlíder estudiantil de la sureña región de Magallanes, volvió a posicionarse dentro de la oposición y a nivel nacional como la principal referencia luego de ganarle en julio la primaria de su fuerza.

Por su parte, Kast es un abogado de 55 años que reivindica la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990) y es partidario de las políticas del mandatario ultranacionalista brasileño Jair Bolsonaro.

Los comicios coronan un proceso de virtual refundación de Chile tras históricas protestas en 2018 contra la desigualdad social y el sistema político que derivaron en la creación de una Convención Constituyente encargada de redactar una nueva Carta Magna.

El sufragio en Chile es voluntario, por lo que uno de los factores que puede inclinar la votación es la participación ciudadana, que históricamente se acerca al 50% del padrón electoral.

En total, los votantes tendrán 10 horas para asistir a los 2.810 centros de votación, para un total de 46.639 mesas, que están custodiadas por más de 22.000 carabineros y personal de las Fuerzas Armadas.

Casi 15 millones de personas están en el padrón electoral, mientras que 71.018 son los habilitados para votar en el extranjero.

Dejá tu comentario