Sociedad | Ciudad | salud | AMBA

AMBA: Ginés y Quirós ya delinean lo que será la nueva fase

El ministro de Salud de la Nación y el de la Ciudad coinciden en que las próximas semanas serán difíciles en el contexto de la pandemia en el AMBA.

El ministro de Salud, Ginés González García, sostuvo que "es deseable" volver a la Fase 1 del aislamiento social y obligatorio, por el crecimiento en la cantidad de contagios por coronavirus en el AMBA. En la misma frecuencia, el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, admitió que "el índice de casos de coronavirus en la Ciudad viene creciendo en forma sostenida", por lo que contempló la posibilidad de "pedirle un mayor esfuerzo a la gente".

Ginés dijo que "las autoridades se juntarán nuevamente el jueves y, salvo que haya una estampida brutal, no creo que se tomen decisiones antes".

Sobre la ocupación de camas en terapia intensiva, sostuvo que "hay 11.500" plazas y actualmente en todo el país "tenemos un 50% de camas ocupadas", y que en la región metropolitana, esa cifra asciende al 65%, aunque "hay establecimientos que están en 80% y otros en 40%".

"El problema es la evolución; no hay un tema crítico de camas excedentes pero el ritmo evolutivo podría hacer que, en un tiempo no demasiado largo, podamos tener un problema", advirtió.

gines quiros.jpg
AMBA: Ginés y Quirós ya delinean lo que será la nueva fase

AMBA: Ginés y Quirós ya delinean lo que será la nueva fase

"Tenemos 390 personas internadas en terapia intensiva, pero el ritmo evolutivo puede acelerarse mucho", señaló. "Todavía podemos tener un repunte porque evidentemente la velocidad de diseminación del virus, teniendo circulación comunitaria, genera una casuística muy fuerte, como lo estamos viendo".

Dijo que volver a Fase 1 del aislamiento en AMBA "es deseable". "Evidentemente tenemos que tomar alguna medida; ya mejoramos los primeros números y estamos muy por debajo de lo que era la posibilidad, pero estamos creciendo y tenemos que buscar cómo pararlo".

Hay que "tener mucho equilibrio con la situación de la gente, ver hasta dónde le pedimos sacrificios, porque no es fácil y también es cierto que necesitamos que haya cumplimiento, porque lo que está pasando en esos últimos días es que hemos aflojado". "Por eso pasó lo que pasó", agregó el funcionario, quien destacó la necesidad de "restringir mucho el transporte", porque "es mucho movimiento y hay que bajarlo".

Aseguró que hay que "seguir trabajando en una medida como lo es la de tener una conducta activa de ir y buscar el caso, en este caso con el plan Detectar", al tiempo que dijo que ve "muy bien la salida de los chicos". Advirtió sobre quienes salen a correr que "el problema no es tanto que salgan sino la idea de que se volvió a la normalidad".

"Mucha gente entendió, cuando vio la muchedumbre corriendo, que habíamos vuelto a la normalidad, y empezó a comportarse de esa manera", señaló.

Por su parte, Quirós sostuvo que "a muchas personas les cuesta después de casi cien días mantener la cuarentena. El índice de contagiosidad es de 1,13 y está progresando a una velocidad relativamente sostenida. Pero si sigue creciendo vamos a tener que pedirle un mayor esfuerzo a la gente".

Coincidió con Ginés que es "un elemento esencial" a la "circulación en transporte público". En cuanto a la capacidad de camas de terapia intensiva dijo que en la Ciudad hay unas 400 en el sistema público y unas 1.600 en el privado, mientras que la capacidad ocupada ya llega al 50 por ciento, con 179 pacientes infectados con coronavirus.

Defendió las protestas por la intervención de la empresa Vicentin y contra la cuarentena obligatoria, al decir que son "entendibles" y que en la Ciudad "la gente tomó buena distancia social". Agregó que "en la Ciudad la gente tomó buena distancia y mucha gente estuvo en auto, que es un modelo muy seguro para expresarse".

Temas

Dejá tu comentario