Cómo ahorrar en la factura de tu móvil

A día de hoy parece impensable vivir sin móvil, algo que no era usual hace apenas dos décadas. Y ahora, es olvidar el móvil en casa y sentirse desconectado del mundo, aislado. Tener móvil es algo tan normal como infinitas las posibilidades que tenemos para contratar una operadora que nos ofrezca este servicio.

En estas líneas te mostramos cómo puedes ahorrar en las facturas de tu móvil, con unos simples consejos que ayudarán a tu economía.

Ahorra en la tarifa

Para ahorrar en tu tarifa, empieza primero por tener a mano tus facturas de móvil de los últimos meses. En esas facturas podrás ver el servicio que tienes contratado para tu línea o las líneas de móvil que tengas contratadas. De esta manera, ya puedes ponerte a buscar una tarifa más económica.

Como hemos dicho, la oferta de operadoras es enorme, por lo que es muy complicado encontrar la mejor tarifa, si no es de la mano de un comparador de tarifas móvil Rastreator. Gracias a este comparador, puedes encontrar las mejores ofertas y compararlas entre ellas hasta encontrar la que mejor se adapta a tus necesidades.

Contrata lo que realmente necesitas

Hay muchas ofertas que pueden incluirte otros servicios que realmente no necesitas. Una segunda línea suele ser muy barata, sí; pero puede convertirse en un gasto mensual si nadie utiliza esa línea.

Hay otra serie de servicios adicionales que pueden estar asignados a tu contrato y que pueden ser de pago: buzón de voz, antivirus, identificador de llamadas, etc. El consejo es que valores lo que realmente necesitas y que, si ves algún servicio que te han incluido y no lo quieres, contacta con la compañía para eliminarlo.

Wifi siempre que puedas

Tu tarifa de datos suele estar limitada a una cantidad de datos mensual. Así, es muy importante que conectes tu móvil a una red Wifi todo lo que puedas. De esta manera, “estirarás” esos datos todo lo posible.

Tampoco actualices tu teléfono o descargues aplicaciones si no estás conectado al wifi. Si tu teléfono no se conecta a tu red doméstica en algunos puntos de tu casa, es posible que tengas que revisar tu instalación para que la señal llegue a todos lados.

También es interesante que consultes la posibilidad que algunas compañías ofrecen sobre acumular para períodos posteriores los datos que no consumas o de contratar tarifas de datos ilimitados si necesitas disponer de datos en tu móvil (por ejemplo, si usas servicios de mensajería móvil o utilizas el correo electrónico para tu profesión).

Limita tus aplicaciones

A través de la configuración de tu teléfono móvil, puedes restringir algunas opciones de tus apps, como por ejemplo la reproducción automática de videos en redes sociales o la descarga de imágenes y vídeos en mensajería móvil.

Otra opción que tienes es la de bloquear el gasto de datos en segundo plano, de manera que algunas aplicaciones no funcionen si no estás conectado a un red wifi y estas aplicaciones no están abiertas.

También hay ciertas aplicaciones que te permiten llamar por teléfono a través de wifi, como por ejemplo Skype o las llamadas por Whastapp. Utiliza este sistema si tienes una tarifa de llamadas limitadas; o bien, busca este tipo de servicio en la oferta de tarifas.

Revisa siempre las facturas

¿Cuánto tiempo hace que no revisas tu factura de móvil? No te preocupes, no eres el único. Y es que, una vez contratamos un servicio de telefonía (también pasa con otros consumos como la luz o el gas), no nos fijamos en lo que nos cobran cada mes.

El problema es que solemos revisar nuestro gasto de telefonía cuando nos llega un “palo” y entonces nos damos cuenta del importante gasto que supone para nuestro bolsillo. Si te llega una factura muy alta es posible que sea porque te han incluido servicios que no has contratado o que ha finalizado una suscripción gratuita que se incluía en una determinada oferta. Muchas operadoras te permiten ver en tu perfil de cliente lo que tienes contratado y hacer la gestión o bajas de los servicios que no quieras.

Cambia cuando no estés conforme

Hay muchas personas que son reticentes a cambiar de operadora, pero esta es una ocpión que debemos contemplar para abaratar nuestra factura mensual. En España operan más de 60 operadoras de telefonía y seguramente más de una o de dos te ofrecerá una tarifa adecuada que te permita ahorrar.

Porque esas operadoras, además, ofrecen más de 1000 tarifas diferentes entre las que poder elegir. Seguro que, entre esas mil ofertas habrá alguna que se adapte a tus necesidades y que, además, haga más liviana tu factura de teléfono móvil.

Está claro que cambiar de compañía es algo a menudo engorroso o incómodo, pero si quieres ahorrar es posible que tengas que pensar en salir de esa zona de confort que es una factura demasiado alta.

Dejá tu comentario