El Argentino Norte GBA |

Un fallo que beneficia a Punta Querandí

El Juzgado Civil y Comercial Federal 11 rechazó una demanda de San Benito SA. La importancia del reclamo de vecinos y organizaciones de pueblos originarios.

La justicia federal falló a favor de la preservación del sitio público y arqueológico Punta Querandí, ubicado en calle Brasil y el Canal Villanueva, en el límite entre Tigre y Escobar, donde una desarrolladora inmobiliaria pretende avanzar para convertirlo en un barrio privado.

El juez de primera instancia Carlos Héctor Álvarez, a cargo del Juzgado Civil y Comercial Federal 11, rechazó esta semana una demanda de la Desarrolladora San Benito S.A. (EIDICO) contra la Administración de Infraestructuras Ferroviarias Sociedad del Estado (ADIF S.E.), para obtener la escritura de esas tierras por donde antes pasaba el ferrocarril. ADIF se niega a hacerlo, a pesar de que la compañía tiene un boleto de compra-venta del lugar, porque entiende que aún queda por resolver otras demandas interpuestas a raíz de la presencia de restos arqueológicos en el lugar. Un vecino de Punta Querandí, Carlos Arrambide, también interpuso un recurso de consideración porque, en caso de venderse ese terreno, los habitantes del lugar se quedarían sin la única vía de acceso a sus viviendas.

Para su fallo, el juez tuvo en cuenta estos argumentos, pero también las presentaciones realizadas por el Servicio Paz y Justicia (SERPAJ), que dirige del Premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, y la Fundación Eco Sur, quienes elevaron al magistrado el reclamo de vecinos y de las organizaciones de pueblos originarios, que consideran el sitio arqueológico como sagrado.

“Ellos pueden apelar este fallo, que además no anula la operación, pero nos da más fundamentos para volver reclamarle a la ADIF que reconsidere la venta y para que el municipio declare a Punta Querandí de interés cultural”, señaló Pablo Badano, del Movimiento en Defensa de la Pacha. Y agregó: “Este fallo es importante, también, porque contempla las intervenciones del SERPAJ y Eco Sur y habla de sitio ‘arqueológico’ y/o ‘religioso’, dándole importancia a lo que dijeron algunos arqueólogos del CONICET y a la religiosidad de los pueblos originarios, que consideran el sitio como un lugar sagrado”. 

Dejá tu comentario