Política | Elecciones 2015 |

La obscena recaudación de fondos de Macri en una comida con empresarios

Se hizo en La Rural con un cubierto de 50 mil pesos. Hace cuatro años el mismo cubierto lo "cobró" 1.100 pesos. Las críticas de su socia Elisa Carrió.

El jefe de Gobierno porteño y candidato presidencial por el PRO, Mauricio Macri, lideró en la noche de este martes una ostentosa cena de recaudación de fondos para su campaña junto a dirigentes de su espacio y empresarios. El encuentro, del que se calcula participaron cerca de 2000 personas y representantes de más de 250 empresas, se realizó en el pabellón amarillo de La Rural, donde se dispusieron más de 240 mesas con 10 sillas cada una.

Para participar de la exclusiva cena de campaña, cada invitado debió abonar 50 mil pesos el cubierto.

Entre otros empresarios, estuvieron representantes de bancos, compañías agropecuarias, petroleras, de consultoría, medios, automotrices y tecnología.

Además, unos 40 empresarios chinos participaron de la velada, acercados por el candidato a legislador porteño del PRO Fernando Yuan, referente de la cámara chino-argentina.

Los mosqueteros de Macri

El líder PRO compartió la mesa principal con las autoridades nacionales de su partido, como Humberto Schiavoni, el presidente de la fuerza, quien estuvo a cargo de la apertura del encuentro. Tras la proyección de un video con imágenes de los postulantes que presentará el PRO en las distintas instancias electorales, Schiavoni felicitó a Edgardo Cenzón, ministro de Espacio Público que estuvo a cargo de la organización. "PRO es un partido del siglo XXI, que promueve la incorporación de los jóvenes y que está con los vecinos", aseguró Schiavoni, que también dirigió elogios hacia el equipo de comunicación de Marcos Peña.

El discurso de Schiavoni se realizó mientras los comensales degustaban la entrada, que constaba de una burrata con jamón crudo y espárragos, y como regalo de bienvenida se entregó a cada asistente una lata de té.

En la cena estuvieron representantes de bancos, compañías agropecuarias, petroleras, de consultoría, medios, automotrices y tecnología.

En tanto, mientras los dirigentes del PRO recaudaban millones de pesos de parte de los empresarios que se suben a la candidatura de Macri, una de sus flamantes socias políticas, Elisa Carrió, criticó el gasto ostentoso en la campaña electoral.

Cuando todavía se estaban colocando los cubiertos y copas sobre las mesas de La Rural, la nueva compañera de ruta de Macri disparó contra el despilfarro y dijo que gastar mucho en afiches es "obscenidad".

Entre shows musicales y champagne de marcas exclusivas, Macri espera embolsar en varias veledas unos 100 millones de pesos, como mínimo. Recuerdan algunos memoriosos que para el balotaje reeleccionario que lo consagró en 2011 el cubierto en el Hotel Hilton costaba $ 1.500, lo que implica más de 3.300% de inflación en cuatro años.
 

Dejá tu comentario