Mundo | Israel | Gaza | Médicos Sin Fronteras

Israel destruyó un hospital en Gaza y asesinó a 40 civiles

La organización Médicos Sin Fronteras denunció la destrucción de una clínica en la Franja de Gaza. Además Israel mató a 40 personas en un bombardeo.

La organización internacional Médicos Sin Fronteras (MSF) en Gaza informó la destrucción de una clínica a raíz de un bombardeo aéreo de parte de Israel.

“Anoche, una clínica de Médicos Sin Fronteras en Gaza, donde brindamos tratamiento para traumatismos y quemaduras, resultó dañada por el bombardeo aéreo israelí, dejando una sala de esterilización inutilizable y una sala de espera dañada. Nadie resultó herido en nuestra clínica, pero el bombardeo mató a personas”, informó la organización humanitaria este domingo a través de su cuenta de Twitter.

Palestinos huyen de sus casas en medio de bombardeos israelíes en Gaza

“El daño a nuestra clínica muestra que ningún lugar en Gaza es seguro. El nivel de violencia que hemos presenciado es insoportable e inaceptable”, aseguró Médicos Sin Fronteras.

Asimismo, agregó que desde el lunes pasado, “al menos 630 personas han resultado heridas y 119, incluidos 31 niños, murieron en Gaza”, donde “los suministros médicos se están agotando”.

Esta nueva escalada del conflicto estalló el 10 de mayo tras el lanzamiento desde Gaza de una andanada de cohetes contra Israel en "solidaridad" con los cientos de palestinos heridos en los disturbios con la policía israelí en la Explanada de las Mezquitas, en Jerusalén Este, sector palestino ocupado por Israel desde 1967.

40 muertos en un día

Por si fuera poco, Israel bombardeó la Franja de Gaza y mató a 40 palestinos en una sola operación, la cifra más alta de víctimas en un día desde el inicio de la escalada militar, horas antes de una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU.

Estos nuevos bombardeos tienen lugar a pocas horas de una reunión virtual del Consejo de Seguridad, a cuyos miembros les pidió el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) que "ejerzan la máxima influencia para poner fin a las hostilidades".

"La intensidad de este conflicto es algo que nunca habíamos visto antes, con constantes ataques aéreos sobre Gaza, que está densamente poblada, y cohetes que impactan en las principales ciudades de Israel, lo que provoca la muerte de niños en ambos bandos", dijo Robert Mardini, director general del CICR.

El papa Francisco también advirtió sobre una "espiral de muerte y destrucción", y calificó de "terrible e inaceptable" la pérdida de vidas inocentes.

Desde las primeras horas del domingo, 40 palestinos, entre ellos al menos ocho niños, murieron en bombardeos israelíes en el enclave, donde viven dos millones de personas bajo bloqueo israelí.

Se trata de la cifra diaria de muertos más elevada desde el inicio de este nuevo ciclo de violencia, que ya causó la muerte de 188 palestinos, entre ellos 55 niños, y más de 1.230 heridos, según el último balance palestino. En Israel, 10 personas perdieron la vida y hay 282 heridos, por los disparos de cohetes palestinos.

Dejá tu comentario