Política | Lagomarsino | Nisman | Corte Suprema

Lagomarsino: "Vendieron un homicidio y no tienen forma de probar nada"

El perito informático procesado por la muerte de Nisman, cuestionó la decisión de la Corte de rechazar un recurso de queja sobre el peritaje de su celular por parte del fiscal de la causa.

"La Corte se tomó un año para decir como sentencia definitiva 'no tengo qué decir'. Nosotros lo único que pedimos es que el celular mío lo vea el juez porque es un teléfono que secuestraron en noviembre de 2017, dos años y medio despúes de la muerte de Alberto (Nisman). El celular que entregué el 19 de enero de 2015, al contrario de lo que dice Clarín hoy, ya fue peritado y no encontraron ningún resultado", explicó este viernes el perito informático Diego Lagomarsino tras la decisión de la Corte Suprema de Justicia de rechazar un pedido de su defensa para que se impidiera al fiscal de la causa que investiga la muerte de Alberto Nisman, peritar sus dispositivos electrónicos.

La Corte Suprema dispuso ayer por unanimidad rechazar ese recurso de queja de la defensa de Lagomarsino.

En plena previa a las PASO, los cinco miembros del tribunal denegaron el pedido del perito informático por considerar que su queja no se dirige contra una sentencia que el tribunal pueda revisar, con lo cual está allanado el camino para que se analice el contenido de los aparatos de Lagomarsino.

Los elementos fueron secuestrados en un allanamiento realizado en 2017 y el fiscal Eduardo Taiano solicitó periciarlos en 2019.

En diálogo con Télam, fuentes de la defensa aclararon que el recurso se dirigió a que fuera el juez Julián Ercolini, y no el fiscal, quien hiciera la pericia, sobre la base de que Taiano es parte interesada en el proceso.

Durante una entrevista con el programa Crónica Anunciada, que se emite por radio Futuröck, Lagomarsino cuestionó a la Justicia, a Gendarmería y a los medios de comunicación: "Están desesperados porque durante mucho tiempo vendieron un "homicidio" y no tienen forma de probar nada, porque lo único que hay en esta causa que habla de homicidio es esa pericia nefasta que realizó Gendarmería nacional".

En ese sentido, sostuvo que "a la Justicia y a los medios les chupa un huevo la verdad. Es tremendo leer hoy en medios que 'por fin después de siete años vamos a ver lo que tiene el teléfono de Lagomarsino'".

"Estamos hablando de un teléfono secuestrado dos años y medio después del hecho", cuestionó.

Sobre la causa por el supuesto homicidio del fiscal Nisman, afirmó: "Se armó una pericia que hizo Gendarmería nacional que dijo, tipificando el hecho, que fue un homicidio, en septiembre de 2017, y todavía no fueron llamados a declarar a testimonial, el día que ocurra eso va a ser un escándalo".

Asimismo, al ser consultado sobre la resolución de la Corte a pocos días de la elección, manifestó: "Me sorprende que se hayan demorado tanto en decir lo que dijeron, pero los tiempos de la Justicia en Argentina son muy laxos a veces".

Respecto a su procesamiento, sostuvo: "Precupado no estoy, lo estaría si hubiera sido parte de un plan, mi preocupación es no entender por qué no vamos a juicio oral".

En esa línea, dijo: "La causa no llega a juicio porque no tienen pruebas, el día que llegue a juicio oral va a ser un bochorno", y repasó: "Gendarmería puso como referencia un libro de análisis de manchas de sangre de un perito muy groso en el tema llamado Juan Santos Lobatón, quien salió a decir mediáticamente que Gendarmería se equivocó, clasificó mal las manchas de sangre. Ellos mismos quedan en absurdo".

La Corte rechazó la presentación de la defensa y sigue en curso el expediente que tiene a Lagomarsino procesado como partícipe necesario de la muerte de Nisman, por haber facilitado el arma que lo mató en su departamento de Puerto Madero en enero de 2015.

Dejá tu comentario