Sociedad | Larreta | Chacabuco | torres

Larreta y sus gigantes: Parque Chacabuco contra dos mega torres

Habitantes del barrio de casas bajas se organizaron para rechazar la construcción de dos moles de 12 y 20 pisos que, como dicen, les "robarían el cielo".

Parque Chacabuco es un barrio del sudoeste porteño con nombre de luz natural, tierra, pasto, aire, cielo despejado - tal como lo describen sus habitantes -. Su corazón es el parque homónimo de 22 hectáreas verdes diseñado por el paisajista Carlos Thays en 1903. El sitio web del Gobierno de la Ciudad relata que alrededor de ese pulmón se fue armando en el SXX la barriada de hoy, de casas bajas y veredas arboladas.

Ese tipo de hábitat escasea en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA). Lxs vecinxs, que valoran eso, primero se alertaron con una noticia - y después se organizaron - : dos proyectos de torres de departamentos de 12 y 20 pisos avanzarían en Avenida Asamblea, entre Pumacahua y Thorne. Ambos edificios estarían en la misma cuadra, uno al lado del otro, donde la altura máxima permitida es de 11,20 metros, según el Plano Abierto de Capital.

El edificio de 12 pisos ya está en marcha y tiene permiso de construcción desde antes del cambio del código urbanístico en 2018. “La altura permitida se calcula en base a unas fórmulas y las cuentas no dan para que la altura a construir sea de 12 pisos”, explicó Analí, una de lxs residentes organizadxs del Chacabuco, a Infonews.

Parque.Chacabuco.torres.inmobiliario.jpeg
Planificación Urbana de la Ciudad indica 11,20 metros de altura máxima permitida en el lote de la torre de 12 pisos.

Planificación Urbana de la Ciudad indica 11,20 metros de altura máxima permitida en el lote de la torre de 12 pisos.

Al otro edificio no le cabe ningún cálculo: 20 pisos, 270 departamentos. Un muro de cemento en una manzana baja. Según pasan los años “terribles, malvados”, los “pedacitos de cielo” quedan en el recuerdo de la city como en el vals de Homero Expósito. Este proyecto se publicita bajo el nombre - que parece una tomada de pelo - “Alto Grande Asamblea” y está en etapa de venta al pozo en busca de inversores por parte de la empresa M&M.

Parque.Chacabuco.torres.inmobiliario.jpeg
Planificación Urbana de la Ciudad también indica 11,20 metros de altura máxima permitida en el lote de la torre de 20 pisos.

Planificación Urbana de la Ciudad también indica 11,20 metros de altura máxima permitida en el lote de la torre de 20 pisos.

Analí revela que la obra no fue habilitada aún, pero que es probable que “la desarrolladora inmobiliaria esté buscando suscribir un convenio urbanístico con la Ciudad para obtener una excepción”. Con la amistad íntima e histórica que mantienen lxs especuladorxs inmobiliarxs con Juntos por el Cambio y el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, todo indica que las excepciones son reglas. Y sino, se transforman en leyes en la Legislatura de mayoría oficialista.

Costa Salguero: alto rechazo a la venta de tierras públicas

La vecina que integra el grupo “Parque Chacabuco No a las Torres” echó luz sobre los llamados “convenios urbanísticos”. “Se habilita la construcción de más pisos a cambio de inmuebles para generar espacio público, pagos de suma de dinero afectadas a un fin u objetivo específico determinado en el convenio, u otras alternativas de obras que representen un beneficio para la Ciudad y sean previamente validada por la Secretaría de Desarrollo Urbano. Es decir que se hacen excepciones a la norma a cambio de dinero”, resume lisa y llanamente. En ambos casos, están averiguando si aunque sea existen los estudios de impacto ambiental que causarán las construcciones, los cuales son obligatorios.

Parque.Chacabuco.torres.inmobiliario.jpeg
El frente del edificio de 20 pisos en una manzana de casas bajas.

El frente del edificio de 20 pisos en una manzana de casas bajas.

Calidad de vida en juego

Otro dato que va en detrimento de estos gigantes de hormigón es la superficie de espacio verde por habitante en la Comuna 7, la cual integra Parque Chacabuco y Flores : 1,7 metros cuadrados por habitante. El número surge de la última actualización de 2018 que tiene el sitio web de estadísticas de CABA. Si se habitaran ambas torres, la proporción disminuiría. Como mantra, se recuerda siempre la dimensión saludable según la Organización Mundial de la Salud (OMS): entre 15 y 20 metros cuadrados por persona.

Infonews: ¿Cómo creen que afectaría la calidad de vida del vecindario?

Analí: "Estas construcciones nos afectan en muchos sentidos: desde un punto de vista cultural, destruiría la fisonomía de un barrio de casas bajas y cielo abierto, nos quita un paisaje identitario. Decimos que nos roban el cielo. Pero también sin dudas se verá afectada la prestación de servicios ya que la infraestructura no está preparada para soportar un aumento tan grande de la población. Esto ya se vio en otros barrios, que ante construcciones de esta envergadura, comienzan a sufrir cortes de luz, menor presión de agua corriente, y desbordes cloacales. En definitiva vienen a afectar la calidad de vida de todas personas que vivimos en el barrio.

Parque.Chacabuco.torres.inmobiliario.jpeg
La cuadra donde quieren hacer las construcciones. Lo más alto, un árbol.

La cuadra donde quieren hacer las construcciones. Lo más alto, un árbol.

Estas torres no son necesarias ni para el barrio ni para la ciudad. Según el Instituto de la Vivienda de la Ciudad (IVC), Buenos Aires tiene más de 138.000 viviendas ociosas y la población permanente se mantiene en niveles estables desde hace cinco décadas. Es decir que estas construcciones no resuelven ningún problema a nivel comunitario; sino que los agravan: ponen en riesgo la estructura de las viviendas aledañas, quitan cielo y luz natural y, por lo tanto, contravienen los marcos legales y constitucionales que garantizan el ambiente sano y la calidad de vida.

En las torres, los departamentos más caros son los de los pisos más altos. Comparando departamentos del mismo tamaño. O sea que el acceso al sol, el aire y el horizonte sí tienen un valor económico. Y eso es lo que estas torres le vienen a robar a las casas aledañas. Los únicos que se benefician con la construcción de estas torres son quienes participan del negocio inmobiliario y los inversores que especulan con sus ganancias".

La unión hace la fuerza

Para hacerle frente a los intereses poderosos del capital inmobiliario porteño hay que organizar varios frentes porque ellos se conocen todas las leyes, las trampas y tienen su lobby. Entre otras estrategias están las siguientes: organizarse en comunidad, tejer redes con grupos de otras comunas que libraron batallas similares y/o con organizaciones que se encargan del bienestar y los derechos de lxs ciudadanxs. Lxs habitantes de Parque Chacabuco, ni lentxs ni perezosxs, ya encararon todas esas líneas de trabajo.

parque.chacabuco.inmobiliario.torres.jpeg
Así se ve hoy la esquina de Pumacahua 1208, donde quieren hacer el edificio de 12 pisos.

Así se ve hoy la esquina de Pumacahua 1208, donde quieren hacer el edificio de 12 pisos.

"En primer lugar, nos organizamos con un grupo de vecinos que crece día a día y mantenemos comunicación permanente. Juntos estamos pidiendo información al Gobierno de la Ciudad y a la Legislatura porteña para conocer los detalles legales y administrativos de estas obras", enumera la parquechabuquense.

Lxs vecinxs armaron un grupo de Facebook que se llama “Parque Chacabuco No a las Torres” que cuenta con cerca de 150 participantes hasta el momento y otro de Whatsapp, con 40 integrantes, donde van compartiendo información y organizando las acciones a seguir.

El asesoramiento de profesionales, de lxs comunerxs de la primera época y de otros grupos es un información valiosa porque proviene de los aprendizajes de experiencias similares donde el enemigo fue y sigue siendo el mismo. "Por otra parte, nos pusimos en contacto con la Comisión de Cultura y Patrimonio del Consejo Consultivo de la Comuna 7, con el Observatorio del Derecho a la Ciudad y otros colectivos barriales que vienen luchando desde hace más tiempo contra el negocio inmobiliario que afecta el patrimonio de la Ciudad y la calidad de vida de sus habitantes".

Por último, Analí invita a quien quiera sumarse a una campaña para juntar firmas contra la construcción de las torres en un petitorio dirigido al Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires que se puede firmar haciendo click acá.

Dejá tu comentario