Política | Megacanje |

Testigo afirmó Cavallo decidió sobre cómo implementar el megacanje

Daniel Briones Rouco testificó en el juicio contra el ex ministro de Economia por "negociaciones incompatibles con la función pública".

Domingo Cavallo fue quien resolvió la forma en la que se instrumentó el megacanje de deuda en el 2001, según declaró un testigo en el juicio oral que se desarrolla en contra del ex titular del Palacio de Hacienda por "negociaciones incompatibles con la función pública".

"En una reunión de autoridades políticas del Ministerio y Cavallo, el ministro decidió que se fuera por el escenario dos, habrá decidido que era el mejor e instruyó a (Daniel) Marx a informar a los bancos que los precios serían esos", declaró el economista Daniel Briones Rouco, quien en el 2001 era coordinador de la Unidad de Evaluación de Financiamiento de la Oficina Nacional de Crédito Público del Ministerio de Economía.

Pero el ministro eligió el escenario dos, que tomaba precios mínimos para la mayoría de los bonos e instruyó así al entonces secretario de Finanzas Daniel Marx, recordó.

"En una reunión de autoridades políticas del Ministerio y Cavallo, el ministro decidió que se fuera por el escenario dos, habrá decidido que era el mejor e instruyó a (Daniel) Marx a informar a los bancos que los precios serían esos", declaró el economista Daniel Briones Rouco

Rouco y otros tres funcionarios de carrera de esa cartera fueron convocados como testigos por el Tribunal Oral Federal 4 que juzga al ex ministro de Economía, ausente en la audiencia tras ser autorizado por los jueces a viajar al exterior.

Roudo recordó que su área trabajó en el diseño de cuatro escenarios posibles para el megacanje, con énfasis en el "tres y el cuatro" que intentaban "obtener mínima pérdida con combinaciones más óptimas". Y agregó: "Asistí a una reunión donde los bancos sugirieron cambiar algunos precios mínimos, algunos se modificaron, no creo que se hayan cambiado más de diez o doce precios", recordó el testigo.

"Es probable que los bancos fueran también tenedores de títulos" con lo cual eran además acreedores y a la vez indicaron precios de corte, deslizó el declarante. "No sé si es habitual o no, era un canje inédito por el volumen, fue el más grande hecho hasta ese momento", agregó.

Otra testigo, la contadora Susana Casillas, dijo recordar "levemente" el decreto 648 que estableció el canje pero cuando declaró en el 2001 durante la investigación de la causa dijo que hubo "hechos inusuales en relación a canjes pasados" como la fijación de "precios mínimos y que se hayan discutido con los bancos, principales colocadores".

"Otro dato inusual", remarcó en aquella declaración, fue que los bancos colocadores principales estuvieron en el Ministerio de Economía durante la instrumentación del megacanje.

Casillas trabajaba también en la oficina de Crédito Público y dependía de Carlos Molina, jefe del área que estaba citado para la jornada pero no declaró porque su situación procesal en el caso todavía no está definida y debe resolverla la Cámara Federal de Casación.

Los jueces Néstor Costabel, Enrique Pose y Patricia Mallo juzgan a Cavallo como único procesado luego de que la Cámara Federal porteña sobreseyó a otros acusados como el ex secretario del Tesoro de Estados Unidos, el banquero David Mulford, el ex asesor de Economía Horcio Liendo, y el ex secretario de Política Económica Federico Sturzenegger.

Este fallo fue apelado ante la Cámara Federal de Casación mientras que el ex titular de la secretaría de Finanzas de Economía, Daniel Marx, también fue sobreseído por prescripción de la acción penal en otra instancia.

Cavallo es juzgado por haber supuestamente favorecido a un consorcio de bancos con la adjudicación del megacanje.

Temas

Dejá tu comentario