Política | Muerte de Nisman |

Fein, interesada en llamadas entre un ex espía y Stornelli

La instructora del caso Nisman buscó desentrañar el motivo de las numerosas comunicaciones detectadas entre el Nextel del agente Fernando Pocino y el fiscal. El funcionario judicial admitió una vieja amistad y dejó dudas.

Uno de los aparatos Nextel que registró intensa actividad el domingo 18 de enero, el día que se produjo la muerte de Alberto Nisman, es el del agente de inteligencia Fernando Pocino. Según la literatura periodística, se trata de un hombre enfrentado al ex  jefe de espías Antonio Stiuso. Pero según uno de sus interlocutores intensos en aquella jornada que terminó con el hallazgo del cadáver de Nisman, las diferencias entre ambos no parecían llegar al grado de la enemistad o el enfrentamiento. "Pocino siempre me respondió que la relación era de trabajo, si bien no eran amigos, alguna vez me dejó entrever que podría haber una diferencia de opiniones en lo que toca al trabajo", le explicó el fiscal federal Carlos Stornelli (el "amigo" e interlocutor de Pocino) a la fiscal que investiga la muerte del ex titular de la UFI Amia, Viviana Fein.

Según consignó Tiempo Argentino, la relación entre Stornelli y Pocino no había surgido en la primera declaración que prestó el fiscal ante Fein, tres días después de la muerte de Nisman. Pero apareció hace unos días, cuando fue convocado nuevamente porque su Nextel aparecía mezclado en una sucesión frenética de comunicaciones entre las 11 de la mañana del domingo 18 –cuando Nisman estaba muerto o a punto de morir- y cerca de la medianoche, cuando finalmente fue hallado el cuerpo sobre un charco de sangre en el baño del departamento de Le Parc.

Fein investiga si alguien empujó a Nisman al suicidio. Y cree que tirando de esa cuerda puede desenredar la madeja.

"Con el doctor Pocino, por ser amigo personal, tenemos comunicación frecuente, podría decir que casi diaria. Relación de amistad que se afianzó en mucho trabajo conjunto que hicimos cuando fui ministro de Seguridad de la Provincia."

Stornelli no recordó de qué hablaron con Pocino a lo largo del domingo 18. Pero sí describió que en la madrugada ya del lunes 19 recibió un llamado "de un amigo que estaba veraneando también en Pinamar, con quien nos veíamos todos los días, que es el diputado (Cristian) Ritondo", uno de los referentes llegados al PRO desde el peronismo en la Capital Federal. "Me dijo textualmente: 'Carlitos, salió en un portal que al Ruso lo encontraron en un charco de sangre', no me dijo si vivo o muerto. Yo le contesté inmediatamente que seguramente era mentira y se trataba de una operación de prensa… Después de cortar con Ritondo, por razones obvias, a la primera persona que llamé para ver si tenía información fue a Pocino. Me dijo que no sabía absolutamente nada, que no tenía información y se sonrió, debe ser alguna operación, no había ninguna certeza". Además de Fein, asistían a la declaración el abogado querellante Manuel Romero Victorica y el defensor Gabriel Palmeiro. Nadie le preguntó a Stornelli cuáles eran las "obvias razones" por las cuales llamó a Pocino para preguntarse si sabía algo sobre la muerte de Nisman.

La fiscal Fein detectó contactos entre ambos el domingo al mediodía. Stornelli no los recordaba, pero tampoco los descartó. "Es muy probable que existan alertas porque yo el Nextel a la playa no lo llevaba. Seguramente se pudieron haber debido a temas relativos a la denuncia de Nisman, yo hablo todos los días con él como amigos, no como funcionarios". Stornelli estimó como posible que un domingo al mediodía en pleno verano, cuando casualmente Nisman estaba muriendo, Pocino –quien no conocía al titular de la UFI Amia- se comunicara con él para hablar "de la denuncia", pero "como amigos".

Fein le preguntó a Stornelli "si puede recordar otra comunicación mantenida entre ambas radios Nextel aproximadamente a las 21 horas", cuando faltaban unos 100 minutos para que la madre de Nisman, Sara Garfunkel, y un custodio del fiscal ingresaran al departamento de Le Parc. Stornelli no pudo recordar ese contacto.

En siete oportunidades a lo largo de la declaración, Stornelli habló de su "amigo personal" y de la "amistad" con Pocino. Sin embargo, cuando Fein lo interrogó sobre "los datos de la cónyuge", Stornelli aclaró –sobre el final de su exposición- que "es amigo desde hace muchos años, pero no es una amistad íntima". Y, en ese contexto, explicó que "Pocino es muy reservado con su vida personal, no sé si tiene una ex cónyuge, si sé que tiene una pareja actual, a quien conozco", pero sólo por su nombre, más no por su apellido.

¿Qué buscaba Fein? En los entrecruzamientos de comunicaciones en la secuencia de la muerte de Nisman aparece un aparato que triangula con varios personajes aparentemente inconexos entre sí. Varios de esos aparatos fueron captados por antenas situadas en Pinamar. La fiscal trata de determinar si el aparato "triangulador" estaba registrado a nombre de una mujer que tiene o tuvo alguna vinculación con Pocino. Y si era ella, u otra persona, quien lo estaba usando.

Fein investiga si alguien empujó a Nisman al suicidio. Y cree que tirando de esa cuerda puede desenredar la madeja.

Dejá tu comentario