Mundo | pasaporte Covid | Roma | Italia

Marcha contra el pasaporte covid, represión y detenidos en Roma

Unas 10 mil personas marcharon en la capital de Italia contra el pasaporte que habilita el ingreso a lugares públicos en medio de la pandemia del coronavirus.

Una nueva manifestación contra el denominado pasaporte Covid, que permite el ingreso a lugares públicos a personas vacunadas contra el coronavirus o testeadas recientemente, terminó este sábado en Roma en escenas de represión, disturbios y detenciones, e incluso con el ataque a la sede del principal sindicato italiano.

Alrededor de 10.000 personas se concentraron en el centro de Roma, en la plaza del Popolo, para protestar contra las restricciones que aún subsisten en el país. Entre la multitud había numerosos manifestantes antivacunas y militantes del partido neofascista Forza Nuova.

Los manifestantes gritaban consignas como "¡Asesinos!" y "¡Queremos la dimisión de Draghi y Mattarella!", en referencia al primer ministro Mario Draghi y al presidente Sergio Mattarella, y hasta atacaron e irrumpieron dentro de la sede nacional de la Confederación General Italiana del Trabajo (CGIL), cerca de Villa Borghese, según la prensa italiana y la agencia de noticias Europa Press.

"Es un ataque a la democracia y a todo el mundo del trabajo que queremos rechazar. Nadie quiere en devolver nuestro país a los veinte años de fascismo", denunció el secretario general del sindicato, Maurizio Landini, y pronto sumó el apoyo del jefe de Gobierno y de Estado.

"Los sindicatos son una defensa fundamental de la democracia y los derechos de los trabajadores. Cualquier intimidación contra ellos es inaceptable y debe ser rechazada con absoluta firmeza", sentenció Draghi en un comunicado.

Tras este episodio violento, que se saldó con una represión policial con granadas aturdidoras y bombas de humo, tres manifestantes fueron detenidos.

En tanto, la protesta contra el pasaporte covid continuó a través de la calle del Tritón, muy cerca del Palacio Chigi, la sede del Gobierno.

Allí nuevamente la Policía los reprimió con gases lacrimógenos y, pese a momentos de mucha tensión y corridas, finalmente los manifestantes se dispersaron.

Escenas de represión similar se vieron también en Milán, otra de las ciudades donde se replicaron este tipo de protestas contra el pasaporte Covid.

Italia, en donde casi el 70% de la población ya está completamente vacunada, ha visto un descenso de casos sostenido desde marzo, con un leve aumento que no duró más de unas semanas en el verano europeo. Actualmente tiene un promedio de contagios diarios de alrededor de 2.800, una cifra que no registraba desde hace exactamente un año.

Dejá tu comentario