Sociedad |

"Me gusta": en la Argentina, 23 millones se conectan a Facebook

Esa es la cifra mensual de usuarios, que generan 2400 millones de clicks al pulgar y hacen más de 1100 millones de comentarios. Con esos datos, especialistas aseguraron que pueden estudiar el perfil emocional de la sociedad.

Cifras apabullantes bien pueden dar cuerpo al dicho de que no estamos solos en el mundo y no sólo a lo que a la vida extraterrestre se refiere. Mejor aún: no sólo no estamos solos, sino que estamos hiperconectados gracias a Facebook, de reciente desembarco en la Argentina. Luego de que el miércoles pasado se realizara la inauguración de las oficinas de la empresa en pleno Retiro –evento que estuvo a cargo de la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, y el jefe de gobierno de la Ciudad, Mauricio Macri, con foto selfie incluída de cada uno–, ayer se divulgaron los esperados números del éxito a nivel local. Los números no mienten: 14 millones de argentinos acceden a Facebook por día y 23 millones se conectan a la red social por mes.
Argentina integra una suerte de ranking internacional en el que figura como uno de los países que más se conectan a la Web: el 90% de los argentinos que tiene acceso a Internet posee una cuenta de usuario en la famosa red social. Además, curiosamente, son más mujeres que hombres los facebookeros argentinos (52% contra 48 por ciento).

Como si fuera poco, según el informe, mensualmente los argentinos hacen click y dan 2400 millones de "Me gusta" a publicaciones que les interesan y realizan más de 1100 millones de comentarios. En el mismo lapso envían 615 millones de mensajes y cargan más de 360 millones de fotos.

A nivel global, Facebook reveló que tiene 1280 millones de usuarios activos mensualmente, e ingresan por día a su cuenta 802 millones de personas. Mientras que un número de 609 millones accede a través de un dispositivo móvil como una tablet, un smartphone o un televisor inteligente, eso que se conoce por tecnología "multipantallas".  

La infraestructura de telecomunicaciones en la Argentina está "bastante desarrollada"

Ejecutivos de la empresa también se refirieron a los datos de la herramienta "newsfeed" y sus estadísticas. Concretamente, el "newsfeed" fue una reciente incorporación que selecciona entre los contenidos más relevantes entre los amigos y conocidos y los muestra en forma de noticias. Facebook reveló que las historias del newsfeed son vistas más de 2000 millones de veces por día desde una PC, superando ampliamente el acceso desde los dispositivos móviles, donde la actividad es limitada con "sólo" 220 millones de vistas por día.

Los números hablan por sí mismos y el fenómeno trasciende fronteras. Las mentes científicas detrás de la red social, como Carlos Diuk, denominan lo que está sucediendo con Facebook como "Big Data".

El Big Data se aleja de la superficialidad de quienes creían que el éxito de la página sería algo pasajero, o incluso los que se aventuraron a decir que se aproximaba el fin de la red social con una retorcida fórmula matemática. Lejos de eso, la ubica como una suerte de censo, o encuesta mundial, que permite conocer los hábitos de aquellos miles de millones de usuarios que utilizan el Facebook. "La era del Big Data nos provee una foto de nuestra cultura única en la historia y abre la puerta a preguntas sobre nuestra sociedad", dijo. En este sentido, es posible estudiar mediante Facebook "desde la demografía hasta el estado emocional de las personas de todas partes del mundo", sostuvo el científico Diuk frente al auditorio perplejo que lo observaba a través de un televisor led.

El evento tuvo su merecido eco bajo el hashtag twittero #FacebookDay y transcurrió en la torre del piso séptimo de las flamantes oficinas de la calle Tucumán, con la presencia de Alberto Arébalos, director de Comunicación de Facebook para Latinoamérica, y Alejandro Zuzenberg, director de Facebook Argentina. El auditorio se mostró ávido de capacitación, lleno de dudas y en algunos casos de quejas. "Yo denuncié varias veces un perfil de Facebook por contenido pornográfico y nunca lo deshabilitaron, sigue activo", se quejó desde la tribuna del salón de paredes pálidas una rubia de labios carnosos. En general, el público era así, como ella: no rubio pero sí muy joven, de perfil twittero, sin miedo a hacer oír la voz propia y con ganas de dejar su impronta en el muro donde horas antes escribieron Cristina y Macri.

"¿Viste lo que es el público?, hay muchísimos nerds", disparó Charly Maíz desde un rincón a un cronista de un conocido portal de tecnología que lo miró raro. ¿Y quién es Charly? Un influenciador social, un social media, vestido con su remera blanca y su blazer negro, ostenta a quien le pregunte sus más de 23 mil seguidores y escribe desde su Samsung Galaxy todo lo que sucede en el evento y, a la par que escribe, asiente todo lo que oye: "El usuario es siempre el mismo sin importar el dispositivo que use. Hoy el usuario de Internet es multipantalla. Tal cual", dice mientras desenfunda su notebook de la mochila blanca marca Stone.

Una de las disertaciones más esclarecedoras fue la de Rosario Muñoz, comunity operations de la compañía, quien dio cátedra sobre cómo proteger el engagement o perfil del usuario, comentó las novedades sobre privacidad, explicó cómo reportar casos de abuso, hacer denuncias en caso de que un usuario haya fallecido para que su perfil se congele y se memorice.
El amor fue otro de los trending topic más fuertes. Motivo de reflexión: ¿se puede medir la "onda" que hay entre dos almas afines o incluso pronosticar si una relación está destinada al éxito o al fracaso? Algo que muchos daban por imposible, en Facebook dicen que sí. 

"Prohibido para menores de 13 años"

La edad de los niños que usan la red social también fue tema de debate. "Hay una edad para todo. Facebook se puede usar a partir de los 13 años", señaló uno de los ejecutivos y disparó la polémica. Desde la compañía explicaron que muchos menores acceden a Facebook y terminan recibiendo notificaciones de material no adecuado para su edad. El caso de un niño que recibió publicidades de Viagra fue de los más recordados –sus padres falsearon su edad y le pusieron una edad mayor para que pudiera tener un perfil–; después terminó recibiendo publicidades destinadas a un público mayor de 18 años para favorecer la erección. Otra de las herramientas incorporadas fue pensada para abarcar otra problemática muy actual relacionada a los menores: el "cyber bullyng". Y contempla casos en los que que varios compañeros de colegio atacan o amenazan a otro niño. Desde Facebook explican que se puede reportar el abuso por mensaje privado y hacer una denuncia social eligiendo la opción de mediación de un familiar conocido del niño, o de un docente, siempre manteniendo la confidencialidad y para que el tema no llegue a mayores y no se concreten las amenazas virtuales.

Por un acceso más económico

La infraestructura de telecomunicaciones en la Argentina está "bastante desarrollada", consideró el máximo responsable de la oficina local de Facebook, Alejandro Zuzenberg, al ser consultado por las implicancias en la Argentina de la estrategia que desarrolla Internet.org, que tiene como misión llevar la comunicación a 4200 millones de habitantes del mundo que aún no tienen acceso a Internet.

Zuzenberg remarcó que en la Argentina el 60% de la población se conecta a Internet, y que dos tercios de los hogares tienen "al menos una PC". En el caso de la Argentina, consideró, "como hay acceso, lo importante es lograr que sea más económico".

El amor en los tiempos virtuales en la red de redes

Es posible medir la afinidad entre dos almas, siempre y cuando las dos tengan una cuenta de Facebook activa y su relación haya nacido bendecida bajo el cielo virtual.

Un informe hecho en Estados Unidos por Facebook para la fecha de San Valentín revela varios datos interesantes para entender las relaciones de pareja nacidas en la Web. Primero, se vuelve más constante el uso de los stickers o emoticones para reforzar la falta de contacto cara a cara. La interacción entre dos usuarios que están en época de cortejo, o seducción es mucho mayor que una vez que consolidaron la relación cuando disminuye drásticamente el flujo interactivo vía Facebook. Luego, se demostró la baja probabilidad de que la gente se case con alguien que no es de la misma religión, pero en cambio, sí son muchos los noviazgos de alguien de una religión con otro de una diferente. También se comprobó que cuanto más tiempo lleva casada una pareja –Facebook posee una opción para aclarar el estado civil y poner el aniversario– menor es la probabilidad de que esta se termine.
Cuando una pareja se rompe, los usuarios reciben una inusual interacción de sus amigos. Si se arregla, baja la interacción y aumenta el tono positivo en que el usuario redacta sus mensajes y de las cosas que comparte. En general, según Facebook, los hombres suelen ser más positivos que las mujeres en su vida virtual.

Llevado al extremo del rol central que la tecnología ocupa en la vida actual de la pareja y del hombre, una película ha tratado el tema con astucia. Her, del director Spike Jonze, exacerba la relación afectiva entre un hombre y un sistema operativo, lo virtual operando como celestino en un particular vínculo de amor entre el hombre y la máquina.

Temas

Dejá tu comentario