La sorpresa inicial por el resultado de las elecciones sacudió al sciolismo. Sin embargo, el optimismo volvió al entorno del candidato del Frente para la Victoria, Daniel Scioli, y ya se definió una estrategia de cara al balotaje: polarizar al máximo en su discurso con su adversario, Mauricio Macri, e insistir en contraponer dos modelos de país antagónicos, aunque con cambios en la comunicación, con un lenguaje más llano y frontal.

El estilo Daniel va a ser más marcado, directo pero también conciliador. Vamos a decir qué pasa si gana Macri en un lenguaje popular. A eso se refería con ser más Scioli que nunca”, confirmó a Infonews una fuente del círculo íntimo del candidato. El discurso público de la campaña enfatizará que se trata de una final entre dos opciones distintas y los matices que representaban otros postulantes quedarán de lado: es A o B. Sin embargo, se cuidará al extremo evitar que se perciba una crítica a los votantes de Cambiemos sino que se buscará seducir al 28,81% que no optó por ninguno de los dos.

“Vamos a decirle a la gente que si gana Macri se abren las importaciones y se quedan sin trabajo en las fábricas”

El primer resultado de la definición táctica decantó en la entrevista que Scioli concedió a TN este mediodía. “Macri debe explicar qué significan los cambios que propone. Él quiere volver a privatizar, dejar todo en manos de mercado y pagar a los fondos buitre lo que piden”, sostuvo y tildó las propuestas del líder de Cambiemos como “demagógicas”: “Cómo saca impuestos, retenciones, levanta el cepo pero sostiene la inversión social y los subsidios”, cuestionó Scioli quien además pidió más de un debate para potenciar la idea de que se trata de dos modelos antagónicos.

“Vamos a decirle a la gente que si gana Macri se abren las importaciones y se quedan sin trabajo en las fábricas”, sostuvo una fuente consultada por Infonews. En ese sentido, otro de los hombres fuertes que rodean a Scioli explicó que visualizan un nuevo escenario en el que se despejan disputas locales o distritales y se allana el camino a una discusión polarizada. Al mismo tiempo, buscarán absorber las principales propuestas del resto de los candidatos para ampliar la base electoral. Una tercera fuente sciolista resumió su propuesta en tres puntos:

-Una bajada al lenguaje popular. Decir que Macri es el pasado o la derecha son conceptos abstractos que no se entienden, hay que decir que va a afectar el laburo, el salario y que habrá conflictividad social porque aumentarán los desocupados.

-Más precisión sobre nuestras propuestas concretas, ser más claros y bajar las ideas al llano. Hay que hablarle a la gente y no a los dirigentes.

-Hay que ampliar la base electoral. Tomar propuestas de Sergio Massa, Margarita Stolbizer y Adolfo Rodríguez Saá, discutiendo cuestiones técnicas que las hagan aplicables.

Las recorridas mediáticas continuarán y aún resta definir la hoja de ruta con los lugares donde Scioli realizará actos en distintas provincias del país.