Esta mañana, el presidente Mauricio Macri anunció una fuerte modificación en los impuestos al campo. Con la eliminación de las retenciones a la mayoría de los cultivos -salvo el caso de la soja-, la medida tiene distintos alcances para los productores agropecuarios. A continuación, los cinco puntos fundamentales.

El alcance de la medida

Incluye a toda la producción del campo (trigo, maíz, sorgo, cebada, carne, leche, pesca, etc.) excepto a la soja, cuyo gravamen se reducirá al 30% y luego 5 puntos por año hasta llegar también a cero.

Expectativa en las economías regionales

El ex decano de la Facultad de Agricultura de la UBA, Fernando Vilella, consideró hoy que la eliminación de las retenciones a las exportaciones de las economías regionales, y la baja en el caso de la soja, "es una medida que ayudará a reactivar al interior del país".

"Esto determina que ya había consenso en que las retenciones eran un freno para el crecimiento del interior del país", estimó y agregó que "buena parte de las fuentes de trabajo de la Argentina tienen que ver con el agro y la agroindustria", señaló a Telam.

"Las retenciones generaron situación de caída muy fuerte de producción y de exportaciones", lo que se agravó por "la situación de los mercados internacionales" con la baja del precio de los commodities, describió Vilella.

Baja en la recaudación

"El Estado va a dejar de recaudar mucha plata pero va a compensar el año que viene con más impuesto a las Ganancias, Ingresos Brutos, a los sellos, etcétera", informó ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile.

Advertencia sobre Ganancias

En referencia al punto anterior, el Presidente fue taxativo: "Hay que pagar los impuestos. No hay ninguna excusa. Si hay más ganancias, hay que pagar con alegría más Impuesto a las Ganancias”.

Respecto a la importancia de pagar dicho impuesto, argumentó que “es un impuesto solidario”. “Espero no tener que aplicar la ley porque encuentro que están evadiendo. Quiero decirles con honestidad: voy a ser implacable aplicando la ley a quienes no la cumplan", afirmó.

Rotación de los cultivos

El economista especializado en agro Manuel Alvarado Ledesma dijo que uno de los tantos beneficios que traerá la quita de retenciones será el "cuidado del suelo" porque al plantarse más trigo y maíz no toda la producción estará concentrada en el monocultivo de la soja.

"Mejorará mucho el cuidado del suelo, porque los granos más castigados por las retenciones y los Registros de Operaciones de Exportación (ROE) eran el trigo y el maíz, que ahora sin impuesto podrán tener una rentabilidad que tienda a igualarse con la que brinda la soja", explicó en diálogo con Télam.